Skip to main content

Noticia

Estilo de vida

Estos son los aeropuertos con los taxis más caros del mundo

Taxi eléctrico vs taxi híbrido

Una pista (nunca mejor dicho, hablando de aeródromos): en Japón, coge el tren.

Imagínate en un año normal, sin pandemia. Viajas a una ciudad extranjera y, al bajarte del avión, te preguntas: ¿me cojo un taxi al centro? ¿O me saldrá por una millonada? Pues un nuevo estudio tremendamente detallado que acaba de aparecer promete ser la solución para esas dudas. Porque reúne las tarifas de casi 1.250 aeródromos, en un ranking de mayor a menor. Una información precisa y preciosa que no podíamos dejar pasar para contarte cuáles son los aeropuertos con los taxis más caros del mundo. Y también los más baratos, claro. Apunta bien, porque esto puede ahorrarte hasta 130 euros.

Ha sido la web de comparación de servicios para flotas FleetLogging.com la que ha llevado a cabo el trabajo, tomando los datos sobre todo de páginas de viajes como Rome2Rio y Booking.com Taxis. Y la regla general es tal y como puedes imaginarla. Los países más ricos y con un mayor poder adquisitivo tienen unos precios más altos, y los últimos de la lista se encuentran casi todos en África, América Latina y las antiguas repúblicas soviéticas.

Aeropuertos taxis más caros

Sin embargo, hay sorpresas. Empezando por que España está en la zona 'rojo pálido', empatada con países como Dinamarca, Nueva Zelanda o Italia, y por debajo de otros como Suecia, Alemania o Canadá. Esto se debe a que nuestro aeropuerto con tarifas de taxi más prohibitivas es Tenerife Sur desde donde... sí, técnicamente puedes ir a Santa Cruz, pero está a más de 60 km. En realidad, la mayoría de viajeros se dirigen desde allí a otras localidades turísticas.

Los aeropuertos con los taxis más caros del mundo los encontramos, sin embargo, en Japón. De hecho, este país copa 8 de los 10 primeros puestos. En los de Hiroshima y Oita (ambos en el sur del país), te cobrarán unos muy dolorosos 140 euros por llevarte hasta tu hotel. Pero tampoco se quedan atrás los de Chitose, en Sapporo (128 euros), Chubu, en Nagoya (126), o Narita, en Tokio (124). Varios cuentan con estación de tren, que en el país asiático es un medio de transporte ultraeficiente, y el billete te costará alrededor de 10 euros. A menos que acabe de tocarte el Euromillón y vayas a todo lujo, a lo mejor te vale más la pena.

Aeropuertos con taxis más caros Europa

El primero no nipón se halla en el quinto puesto, y es el de Southend (Reino Unido), que se publicita como de Londres, a pesar de que también aquí la distancia supera los 60 km. Un 'black cab' hasta el Big Ben, por ejemplo, supondrá un desembolso de 125 euros. También hay tren, sale por 21 euros y... admitámoslo, seguramente sea más rápido que las congestionadas carreteras de la capital británica.

Otras tarifas que superan los 100 euros en Europa son las de Oslo, cuyo aeródromo más cercano dista 50 km de la ciudad (124 euros), y el único aeropuerto internacional de Islandia, el de Keflavík (101 euros), separado por otros 50 km de la capital, Reykjavík. Hay otro más cercano, cuyos taxis cuestan apenas 15 euros, pero ese solo opera vuelos internos. Si vienes desde otro país, te toca pagar la novatada.

Aeropuertos con taxis más caros América

En América el más caro es el de Savannah (91 euros por viaje al centro) y, pocos puestos más abajo, encontramos el de Ciudad del Este, en Paraguay. Otro dato bastante sorprendente. Los apenas 24 km de carretera entre ambos puntos cuestan 72 euros, que no deben de resultar muy asequibles para los habitantes del lugar.

Más curiosidades

En lo más bajo de la lista hay varios a menos de 1 euro/trayecto: el de Cotonou, la ciudad más poblada de Benín; el de Tozeur-Nefta, en el sur de Túnez; y los de Puerto Cabezas y Bluefields, en Nicaragua. Por entre 1 y 2,5 euros, encontramos casi 100 posibilidades, en países como Uzbekistán, Madagascar, Brasil, Filipinas, México, Irán, Colombia, Rusia o Egipto. Por ejemplo, los de El Cairo, Río de Janeiro, Teherán o Ciudad de México.

Los autores del estudio también han echado un vistazo a los que salen más caros por kilómetro recorrido. Aquí, gana el de Bodø, en el norte de Noruega, con una tarifa de 20 euros... por 2,4 km. El cálculo en este caso es fácil. Pero, hablando ya de sitios a los que quizá puedas ir, la palma se la lleva el aeropuerto de Catania, donde por poco más de 4 km de trayecto te tocará abonar 30 euros. A 7,5 euros/km. El tercer puesto del podio se lo lleva un destino algo extraño: Port Moresby, capital de Papúa y Nueva Guinea, al norte de Australia. Allí la broma cuesta 61 euros, por apenas 10.000 metros.

Y además