Noticia

Dodge Charger SRT Hellcat 2015: el sedán más potente

Luis Guisado

14/08/2014 - 11:17

El Dodge Charger SRT Hellcat de 2015 es el sedán más rápido del mundo. Un modelo lleno de músculo que incluso tiene una llave específica para desbloquear las máximas prestaciones.

Hay modelos americanos que desearías que llegaran a Europa. Y el Dodge Charger SRT Hellcat es uno de ellos. Esta berlina, que en su versión normal ya de por sí tiene bastante buena pinta, tiene su máximo exponente en esta variante, que alcanza 328 km/h y cubre el cuarto de milla en 11 segundos, lo mismo que un Ferrari Enzo.

El nivel de prestaciones es elevado, y también la capacidad de frenada: el Charger SRT Hellcat monta un equipo de frenos delantero formado por unos discos de 390 mm (15,4 pulgadas, más grandes que algunas llantas de utilitarios) que son mordidos por unas pinzas Brembo de doble rotor y 6 pistones. En cuanto a las llantas, son unas ‘Slingshot’ de 9,5x20” y calzan unos Pirelli PZero (o PZero Nero) de 275/40 R20 Y.

Motor V6 Hemi supercharged

Para conseguir los 707 CV, los ingenieros de Dodge han tomado como base el motor V8 Hemi de 6,2 litros con un compresor volumétrico, al que han reforzado por todos los lados para que aguante semejante nivel de potencia, algo que también hicieron cuando le colocaron este mismo bloque al Dodge Challenger SRT Hellcat. De hecho, comparte una de las características más llamativas: tiene dos llaves, una roja y otra negra. Solo si utilizas la primera puedes tener todo el nivel de prestaciones. Con la segunda el régimen del motor se limita a 4.000 vueltas y se activa el modo ‘street’, que lo convierte en un modelo más utilizable. 

Aparte del brutal V8, el Dodge Charger SRT Hellcat , que se fabrica en Ontario (Canadá) en la misma fábrica que el Challenger Hellcat, utiliza una caja TorqueFlite 8HP90 de ocho velocidades que hace cambios en 160 milisegundos. Para que te hagas una idea, este modelo, que es el tope de gama de la familia ‘8HP’, la utiliza el Rolls Royce Ghost y el Bentley Mulsanne, y es que por su tipo de construcción es capaz de soportar 900 Nm de un motor de gasolina y 1.000 Nm en uno diésel. 

Además, una de las características del Charger SRT Hellcat es su capacidad de personalización en el interior, con diversos ambientes. Sin embargo, en el  habitáculo hay ‘algo’ que es más interesante. Más incluso que su equipo de sonido Harman Kardon de 900 vatios de potencia y 18 altavoces: al estilo del Nissan GT-R, El TFT táctil de 8,7 pulgadas ofrece infinidad de pantallas con información relativa al estado del coche, potencia máxima, telemetría...

Lecturas recomendadas

Buscador de coches