Skip to main content

Noticia

F1

Las cuentas de Fernando Alonso para el GP Brasil 2012

Fernando Alonso - Felipe Massa - Ferrari
¿Cómo deber terminar Alonso en el GP de Brasil para ser campeón? Estas son las cuentas que está haciendo Fernando Alonso para el próximo GP de Brasil 2012. El español está obligado a subir al podio.


Si hay alguien que debe estar echando cuentas,
ese es Fernando Alonso. El GP de Brasil
2012
será la última oportunidad que tenga de ganar el
título de Campeón del Mundo 2012 y, por lo tanto,
convertirse en el piloto más joven de la historia en ganar tres
títulos Mundiales.

Pero quien tiene todo a su favor para alcanzar esa misma gesta
es Sebastian Vettel. El alemán llega como líder de
la clasificación con 13 puntos de ventaja
sobre Fernando Alonso. Esa es la cifra alrededor de la que circulan
todas las opciones del piloto de Ferrari para ser campeón.

Dado que la diferencia son esos 13 puntos, independientemente de
lo que haga Vettel, Fernando Alonso está obligado a ser, como
mínimo, tercero. Subir al último escalón del podio supone ganar 15
puntos, si queda cuarto, serían 12, una cantidad insuficiente acabe
dónde acabe Vettel. 

Si el alemán termina por delante del español, en cualquier
posición, también sería el nuevo Campeón del Mundo, lo mismo que si
ambos se retiran en el GP de Brasil. 

Con el español por delante de Vettel, éstos serían los
resultados (y posiciones) que harían a
Fernando Alonso Campeón del Mundo en el circuito de Interlagos:

  • Alonso p1 – Vettel p5 (o más atrás)
  • Alonso p2 – Vettel p8 (o más atrás)
  • Alonso p3 – Vettel p10 (o más atrás) 

Como se ha comentado anteriormente, si el alemán no terminase la
carrera, Fernando Alonso debería ser al menos
tercero para ser campeón. Cualquier otra combinación de resultados
hará que Sebastian Vettel pueda celebrar su tercer
título consecutivo en el Gran Premio de Brasil.

Da la casualidad de que la diferencia de puntos entre ellos es
la misma que había en la última prueba de la temporada 2010, el
Gran Premio de Abu Dabi, cuando Fernando Alonso llegó como líder
del campeonato y perdió el título al no poder pasar de la séptima
posición mientras Vettel ganaba la carrera.


Y además