Skip to main content

Noticia

Compa oldie: Opel Manta o Ford Capri

Opel Manta Ford Capri
¿Cuál era mejor?

El Opel Manta fue lanzado en 1970 con el objetivo de luchar contra el conocido Ford Capri. El alemán, llegaba para suceder al Opel GT de primera generación, un coche emblemático en la firma. Compitieron durante los setenta y parte de los ochenta, dos coches que décadas después queremos comparar en estas líneas. ¿Opel Manta o Ford Capri?

No te pierdas todas las novedades de 2019

Opel Manta, el padre del Calibra

Opel Manta A

El modelo de la casa alemana llegaba en 1970. Se trataba de un deportivo de tracción trasera que tomaba como base el Opel Ascona. Tomaba algunos recursos de diseño del Opel GT, modelo que sucedía, contando con una carrocería coupé de poca altura y llamativo diseño. Estuvo a la venta hasta 1988 lanzándose nada menos que tres generaciones del deportivo.

En sus orígenes fue vendido con motores tipo OHV de 1.2 litros del Kadett B y CIH de 1.6 y 1.9 litros. En 1983 se pone a la venta una de las versiones más importantes, el Opel Manta GSi con motor de 2.0 litros. El modelo adquirió gran fama por su sencillo manejo, compitiendo además en diferentes pruebas de rally de Europa y Estados Unidos.

Ford Capri, exitoso

Ford Capri 2.8 Injection
Ford Capri 2.8 Injection

El Ford Capri fue uno de los modelos más exitosos de la marca americana. En sus años de comercialización, los cuales se iniciaron en 1969 y concluyeron en 1986, se vendieron casi 2 millones de unidades. El Ford Capri quería ser el Mustang europeo, un coche que fue capaz de atraer al público gracias a su diseño y su carrocería coupé. Al igual que el Opel Manta este modelo contaba con tracción trasera.

El deportivo americano llegaba a finales de los años sesenta al Salón del Automóvil de Bruselas. Hasta el final de su producción se comercializó hasta con tres generaciones diferentes. Hubo muchos motores bajo el capó del Ford Capri, de 1.3, 1.5, 1.6 y 1.7 litros, aunque el más lujoso de la primera generación era de 3.0 litros. Uno de los más deportivos fue el llamado 2.8 Injection, un coche que además montaba llantas RS.

No te pierdas la prueba del Ford Mustang

¿Cuál era mejor?

El Ford Capri fue más exitoso en cuanto a ventas, aunque el Opel Manta era todo un “juguete”. Si bien, ambos modelos ofrecían capacidades similares, contando con carrocerías muy parecidas y motores iniciales igualmente comparables. En mi caso, me decanto por el Opel Manta por su popularidad en el mundo de la competición y su fácil manejo, aunque el Ford Capri es todo un emblema para la marca.

Y además