Skip to main content

Noticia

Cambio de autoescuela: ¿pierdes el dinero? ¿qué consecuencias tiene?

Alumnos-autoescuela-test

Disconformidad con el profesor, dudas con el método de aprendizaje... son muchas y variadas las razones por las que un alumno puede decidir cambiar de autoescuela.

Elegir la autoescuela para iniciar el proceso para convertirse en conductor es, a veces, una cuestión compleja. Hay que tener en cuenta cuestiones económicas (aquí van unos cuantos trucos para conseguir una autoescuela barata), de cercanía a casa o al trabajo, las ofertas puntuales y, sobre todo, la metodología de enseñanza (porque no, no todas las clases son iguales).

El problema es que no siempre lo que te ofrecen coincide cien por cien con lo que tu esperas o con lo que necesitas y aunque crees haber acertado con tu decisión en un punto intermedio del proceso te planteas buscar otra autoescuela.

Y entonces, empiezan las dudas: ¿puedes cambiar cuándo quieras? ¿pierdes lo que has pagado? ¿qué consecuencias tiene?

Puedes cambiar sí, pero pierdes el dinero

Para resolver las dudas que surgen sobre un cambio de autoescuela hemos preguntado a los que más saben de esto.

Desde la Confederación Nacional de Autoescuelas, la CNAE, nos explican que un alumno puede cambiar de centro tantas veces quiera pero cada vez que lo haga tendrá que matricularse de nuevo.

"El cambio de autoescuela tiene consecuencias; el alumno de matricularte en otra, como si fuera la primera vez", nos dicen desde la CNAE.

La explicación del por qué es sencilla: "si pides un café en un bar, lo pagas, pero no te lo tomas, y vas al bar de al lado y pides otro café has de pagar de nuevo".

Un café no es lo mismo que el permiso de conducir, pero el concepto sí: pagas por un servicio y decides, de forma voluntaria, que no quieres seguir usándolo pero esa decisión ni te da derecho a un reembolso ni te exime del pago con el nuevo centro.

Recuerda pedir el cambio de expediente

Cuando te matriculas en un autoescuela pagas por las clases teóricas y el material, por las clases prácticas y por la apertura de expediente (el papel en el que se refleja tu condición de aspirante a conductor). Ahora bien, si decides cambiar y matricularte en otro centro no tienen que abrir un expediente nuevo (en ese caso tus datos estarían duplicados en Tráfico y eso podría causarte problemas), lo que hay que hacer es solicitar el traslado de tu expediente.

Este cambio de expediente tiene un coste que aparece reflejado en la tabla de tasas de tráfico. Son 8,40 euros.

Lo habitual es que la nueva autoescuela se encargue de todo el papeleo que supone tramitar el cambio de expediente. Pero sí, salvo que sean muy espléndidos, te lo sumarán a lo que tendrás que pagar en concepto de matrícula.

¿Reembolso?

Lo que no debes esperar es que si no has recibido todas las clases prácticas incluidas en la oferta que contratado la autoescuela te devuelva el dinero equivalente. Recuerda, es como si te dejas el café a medias y pides que te reembolsen la mitad de lo que cuesta...

De todos modos, antes de pedir la baja en una autoescuela lee atentamente la letra pequeña del contrato que firmaste en su momento; puede que tenga algún tipo de penalización o puede que sí admita el reembolso, aunque esto no es lo habitual.

 

Lecturas recomendadas