Noticia

7 normas básicas para instalar una sillita

7 normas básicas para instalar una sillita

Noelia López

11/01/2016 - 06:55

No basta con dejarse una pasta en la más cara del mercado, lo importante es seguir estas 7 normas básicas para instalar una silla de auto. Recuerda que un sistema de retención infantil mal instalado es tan peligroso como no llevarlo.

Los expertos aseguran que un Sistema de Retención Infantil (SRI) mal instalado o utilizado es tan peligroso como dejar que los niños viajen sin sujección. Un reciente estudio afirma también que el 62% de los padres no colocan las sillas correctamente. La unión de estos datos vuelve imprescindible recordar y anotar a fuego estas 7 normas básicas para instalar una silla de auto:

1. No tengas prisa. Aunque lo hagas cada día, tómate tu tiempo para asegurarte de que la silla va bien sujeta y que el niño viaja correctamente apoyado y con todos los arneses o cinturones bien abrochados.

2. Lee bien las instrucciones del fabricante. Cuando compres una silla, asegúrate de que es la adecuada para la edad y medidas de tu hijo. Ante cualquier duda, pregunta al vendedor y guarda siempre las instrucciones del fabricante.

Cuatro claves para comprar una sillita de bebé

3. Quítale el abrigo. En este vídeo, descubrirás por qué los niños nunca deben llevar el abrigo puesto en el coche.

4. Bebés en sentido contrario. Recuerda que los bebés que utilizan sillas del grupo 0 y 0+, deben viajar en contra de la marcha y, con el nuevo Reglamento en vigor, salvo que el resto de asientos estén ocupados por menores, no pueden ir en la plaza del copiloto.

5. ¿Cuánto mide tu hijo? La ley obliga a utilizar sistemas de retención para los niños que no alcancen 1,35 metros de altura. Los expertos en seguridad vial elevan la altura recomendable hasta 1,5 metros. Sólo cuando los pequeños superan 1,35 metros de altura pueden pasar al asiento delantero.

6. Las sillas de auto caducan. No busques fecha de caducidad como en los yogures, basta con que uses el sentido común. Un SRI con muchos años de antigüedad o kilómetros recorridos no puede ser igual de segura que una nueva. Si ha sufrido un accidente de tráfico, debes desecharla ante la duda de que sea realmente eficaz en un segundo impacto.

7. Ojo a los trayectos cortos. Puedes sufrir un accidente a 100 kilómetros o a 100 metros de tu casa. La excusa de que el viaje es corto nunca vale.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Noelia López

Noelia López

Redactora de AutoBild.es

Yo escribo porque pienso que tú me lees

Buscador de coches