Prueba

Primer contacto del Audi A1 e-tron Dual-Mode Hybrid concept

Juan Antonio Corrales

20/09/2012 - 13:04

AUTO BILD ha tenido la oportunidad de probar en primicia el 'concept' del Audi A1 e-tron Dual-Mode Hybrid. La novedad frente al anterior modelo es la sustitución del motor Wankel por un tricilíndrico TFSI de 1.5 litros y el uso de dos motores eléctricos en lugar de uno.

Con motivo del 'Audi Future Lab: mobility', la marca de los cuatro aros me ha permitido conducir una nueva versión del Audi A1 e-tron con tecnología Dual-Mode Hybrid concept. La principal diferencia con respecto a la anterior generación es la utilización de un motor de combustión en lugar del propulsor Wankel y un motor eléctrico extra.

El Audi A1 e-tron Dual-Mode Hybrid concept monta ahora una mecánica TFSI de 1,5 litros que desarrolla 130 CV y un par de 200 Nm. Este motor va conectado a un propulsor eléctrico que funciona principalmente como generador y motor de arranque. Arroja unos 60 CV y un par máximo de 210 Nm.

La tracción eléctrica de este Audi viene de la mano de un segundo motor de 116 CV y 250 Nm. El acoplamiento  de estos tres propulsores es posible gracias a un cambio automático de una sola velocidad.

Este Dual-Mode Hybrid concept ofrece diferentes modos de conducción en el Audi A1. Normalmente, hasta 55 km/h el motor eléctrico de 116 CV está al mando. Si la carga de batería no es suficiente, entonces entran en funcionamiento el motor de gasolina y el otro eléctrico para generar energía.

La conducción de este Audi A1 e-tron en modo eléctrico se puede realizar hasta 130 km/h. Hasta 55 km/h, el sistema permite que la mecánica TFSI y el generador asociado a ella estén conectados directamente al tren motriz. Por encima de 130 km/h, el motor que está funcionando es el de gasolina, aunque, si es necesario, el generador que se puede acoplar a él entra en acción para ofrecer mayor potencia o reducir consumo.

La potencia total de este 'concept' es de 177 CV y alcanza el 0 a 100 km/h en unos nueve segundos. El consumo medio es de 1 litro cada 100 km y las emisones están alrededor de 23 g/km de CO2.

En cuanto a la toma de contacto que pude realizar, hay que tener en cuenta que los modelos son 'concept' y no coches producidos en serie. El coche tenía, en líneas generales, un funcionamiento satisfactorio, aunque, en ocasiones, se escuchaban ruidos 'extraños' y se transmitían vibraciones al habitáculo. Según Audi, de momento, no está previsto que salga a la venta. 

También tuve la oportunidad de probar un Audi A7 Sportback 3.0 TFSI IHEV con una tecnología denominada Predictive Efficiency Assitant (PEA), la cual usa la información de la ruta proveniente del sistema de navegación para optimizar el uso de la energía. Otro ingenio asociado a las siglas IHEV entra en funcionamiento cuando se levanta el pie del acelerador: entonces se desactiva el motor y elementos como el aire acondicionado o la dirección asistida son alimentados por un alternador eléctrico independiente.

Otra de las soluciones que en un futuro más bien cercano adoptarán algunos modelos de Audi será el sistema biturbo eléctrico. Al turbocompresor convencional se le añade un compresor eléctrico. Esto ayuda a generar fuerza rápidamente a bajas revoluciones, indpendientemente del gas disponible en el turbocompresor. El resultado es que los famosos agujeros del turbo casi desaparecen. El coche sale catapultado casi sin demora al acelerar.

Lecturas recomendadas

Todo sobre Audi

Audi A1 A1 Hatchback

Acabados de Audi A1 Hatchback 2010 más populares:

Ver todos los acabados

La valoración de Auto Bild

7,3

Todo sobre Audi A1

Buscador de coches