Skip to main content

Noticia

Un Rolls-Royce Phantom cubierto de terciopelo púrpura

Un Rolls-Royce Phantom cubierto de terciopelo púrpura

Londres puede ser una ciudad demasiado vanguardista, tanto que se impregna en los coches y vemos cosas como este Rolls-Royce Phantom cubierto de terciopelo púrpura. La razón es desear llamar la atención de todos aquellos espectadores y lugareños de la ciudad británica.

No te pierdas: Un Maserati Ghibli de terciopelo... (¿y los mosquitos?)

Hacerse notar en Londres es cada vez más difícil. Para muchos es uno de los paraísos del automóvil, con deportivos rugiendo por cada calle de la ciudad y montando espectáculos improvisados de sonido ya aceleración por donde pasan. El problema es cuando quieres llamar la atención y te das cuenta de que la ciudad está repleta de coches exóticos, ¿qué hacer entonces?

La respuesta es el terciopelo púrpura y un Rolls-Royce Phantom. No hablamos del interior del coche, lógicamente, nos referimos a envolver toda la carrocería en el suave material y pasearte por el centro de Londres. El idílico romance del terciopelo y los coches no es nada nuevo, lo extraño de todo el asunto es verlo en púrpura y cubriendo un carísimo y exclusivo Rolls-Royce Phantom.

Para rematar el trabajo estético, el propietario ha decidido que el dorado es el color que mejor combina con el púrpura, por lo que la parrilla, los espejos retrovisores, diferentes embellecedores de la carrocería y las llantas estarían terminadas en el brillante color. El interior, por supuesto, es de cuero blanco. No te pierdas el vídeo a continuación.

Lecturas recomendadas