Logo Autobild.es

Desmontando bulos del coche eléctrico, ¿se puede cargar en un enchufe normal?

cargar coche electrico

El coche eléctrico no vive su mejor momento, la desconfianza en el sector ha hecho que las ventas bajen, pero hay ideas falsas que debemos desmontar.

Desmontando bulos del coche eléctrico, ¿se puede cargar en un enchufe normal? El coche eléctrico no vive su mejor momento, la desconfianza en el sector ha hecho que las ventas bajen, un contexto en el que diferentes variables han obligado a que el crecimiento no sea el esperado.

En España, al igual que en el resto de Europa, las ventas de coches eléctricos han desacelerado. Y no es que no se vendan más coches eléctricos, es que el ritmo de ventas ha experimentado un frenazo. Pero no todo es culpa del coche eléctrico, o su infraestructura, hay diferentes “bulos” que merman la penetración del mismo.

¿Se puede cargar un coche eléctrico en un enchufe normal? Es una pregunta que plantea dudas y que puede hacer que más de uno se lo piense. Y la respuesta, a todas luces, es sencilla. Sí, se puede cargar en un enchufe normal. Aunque todo esto tiene sus matices.

El nuevo problema para los coches eléctricos: los robos de los cables de carga

Getty Images

Para poder recargar el coche eléctrico usando un enchufe de tipo convencional necesitas un conector tipo Shuko. El cable que tienes en el vehículo podrá conectarse al mismo, limitando la potencia de recarga. El objetivo es que en la instalación eléctrica no se produzca un sobrecalentamiento, con resultado imprevisible. 

Lo ideal es cargar la batería solo hasta el 80 %, ya que en el tramo final el tiempo que tarda en cargarse es superior y alarga mucho el tiempo de espera. Además, lo aconsejable es que la carga de la batería se sitúe entre el 20 y el 80%. Dependiendo de la capacidad de la batería, este proceso suele tardar entre 12 y 16 horas, aunque solo es una aproximación.

Es importante que conozcamos los tipos de tarifas eléctricas, todo con el objetivo de que la carga sea eficiente y que se cargue el coche con un menor coste. Igualmente, según los expertos, es aconsejable que el coche no esté más de 15 días sin cargarse.

 

La capacidad que tenga la batería o la potencia del enchufe es clave a la hora del tiempo de carga. Y una red doméstica nunca va a ser más rápida que una red pública, donde la potencia es siempre superior. Todo ello siempre teniendo en cuenta la ficha técnica de la batería, pues depende del fabricante podrás cargar a una potencia u otra.

Pero centrándonos en la posibilidad de cargarlo en casa, vamos a conocer las diferentes opciones. En primer lugar tenemos la toma doméstica, el enchufe tradicional que no requiere ningún tipo de instalación. Si bien, con esta toma solo se puede cargar a una potencia de 2,3 kW.

Con esta potencia de carga, recuperar la energía será un proceso muy lento, pues aunque todo dependa de la capacidad de la batería, esta velocidad será lenta para cualquier tipo de coche. Recuerda siempre enchufar el vehículo con el cable suministrado por la marca. 

cargar coche electrico

Existe una opción de instalar un punto de recarga individual en tu vivienda. En este caso, se debe hacer una pequeña obra, aunque los resultados son muy satisfactorios. Las recargas son mucho más rápidas, con el consiguiente ahorro a medio plazo.

Etiquetas: Motor

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Autobild España.