Noticia

Absuelto un conductor ebrio que chocó con cuatro coches

Absuelto un conductor ebrio que chocó con cuatro coches

Redacción Auto Bild

13/04/2012 - 09:47

Ha sido absuelto un conductor que dio positivo tras chocar con cuatro coches. El hombre fue acusado de delitos contra la seguridad del tráfico y lesiones por imprudencia grave después de empotrar el vehículo que conducía contra otros cuatro vehículos estacionados en la calle.

La Audiencia Provincial de Lugo ha absuelto definitivamente de los delitos contra la seguridad del tráfico y lesiones por imprudencia grave a un conductor lucense que dio positivo en el control de alcoholemia que se le practicó después de tener un accidente en el que empotró el vehículo que llevaba contra otros cuatro coches estacionados en la calle.

accidente

El control de alcoholemia es habitual después un accidente de tráfico, como el que aparece en esta imagen de archivo

La sentencia absolutoria vino motivada porque no pudo determinarse el grado de alcoholemia del conductor, aunque dio positivo en el control que le realizó la Policía Local con un etilómetro de muestreo, dado que la Audiencia y el Juzgado de lo Penal anularon como prueba el resultado de la analítica sanguínea que se le hizo en el hospital, por vulnerar su derecho a la intimidad y a la integridad física.

El accidente por el que el conductor que dio positivo fue juzgado y ha sido absuelto, se produjo el día 22 de noviembre de 2009, sobre la 06.00 h, en el barrio de la Fonte dos Ranchos de Lugo, cuando el conductor, al girar en una curva a la altura de la calle Doctor Ochoa, perdió el control del vehículo, que chocó contra un bolardo y acabó empotrándose contra otros cuatro coches que estaban estacionados en la vía pública. El copiiloto estuvo hospitalizado durante cinco días y más de tres meses incapacitado para trabajar, además de padecer diferentes secuelas a causa del impacto. 

La patrulla de la Policía Local que se presentó en el lugar del accidente le practicó una prueba de alcoholemia al conductor absuelto, donde dio positivo con 0,78 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, casi tres veces más de lo permitido por la ley. Después, fue trasladado al hospital por sus heridas y allí dio un resultado de 1,59 gramos de alcohol por litro de sangre.

El fiscal solicitaba para el conductor absuelto una pena de seis meses de prisión y la retirada del permiso para conducir vehículos a motor durante tres años y medio por el accidente que había provocado y el posterior positivo

En la sentencia se pone de manifiesto que no existía por parte del conductor absuelto autorización para la extracción de sangre a la que fue sometida en el hospital, "ni siquiera que tuviera conocimiento de los fines de la misma". Por ello no se ha tenido en cuenta que diera positivo tras el accidente

El abogado del conductor absuelto, Apolinar Gómez Roca, ha afirmado que la sentencia es "impecable" desde el punto de vista "técnico-jurídico", dado que para "obtener la prueba de impregnación alcohólica en sangre se han vulnerado los derechos fundamentales a la integridad física y a la intimidad", lo que ha provocado "la anulación de la misma". Así, no ha sido válido el positivo dado después del accidente

Por ello, no ha podido determinarse si el conductor absuelto que daba positivo, ni las causas exactas del accidente, dado que la carretera estaba "mojada" y había una curva, por lo que el siniestro pudo ser ocasionado "por una velocidad inadecuada a las circunstancias de la vía, pero no superior a los límites permitidos", de forma que "no puede derivar en una sanción penal". 

Fuente: Agencia EFE

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Redacción

Redacción Auto Bild

Redacción Auto Bild

-

Buscador de coches