Skip to main content

Prueba

Motos

Prueba Honda X-Adv: el primer scooter trail ¡para todo!

Prueba Honda X-Adv
Nota

9

Sí, sí, es el primero de los scooters (trail) con el que podrás hacer 'el salvaje' como en las fotos: el Honda X-ADV seguirá dando mucho que hablar en 2018.

Si de una moto a otra puedes notar infinitas diferencias que doten a cada modelo en cuestión de personalidad propia, imagina cuando un fabricante como Honda promete un segmento nuevo: el de los crossover de las dos ruedas, el scooter-trail. Así que cuando por primera vez probé el Honda X-ADV, el primer scooter trail para todo, confiaba en que me demostrará sus cualidades todoterreno... pero no tanto ni tan pronto.

Échale un vistazo al engendro y pienses lo que pienses de él, yo apostaría a que te sorprenderá y para bien. ¡Para muy bien! Es un scooter de forma, pero que en cuanto te quieras dar cuenta, acabarás subiéndote por las paredes. Y este elegante acabado gris plata. que Honda mantiene en su catálogo 2018, te sirve tanto para cruzar un empedrado o un camino hacia una finca... o para ir a una reunión de negocios al centro de la ciudad.  

Y es que, nada más salir a selva urbana, con llegar sin temer al atasco del punto A al B sin complicaciones, compruebo que en modo D sus seis marchas se engranan bien de forma automática con el cambio DCT de doble embrague que ya probé en la Africa Twin (aunque resulte algo más brusco por disponer aquí de menos par motor -745 cc y 54,8 cc, frente a los 998 cc y 95 CV- y el resultado en conjunto sea una moto de reacciones menos afinadas que cualquier maxiscooter al uso dotado de variador continuo).

Meses después de tenerla por primera vez, sigue llamando la atención. Sin embargo, lo que pilla por sorpresa hasta al hombre del tiempo es el tormentón primaveral que, en cuestión de minutos, inunda calles enteras y llena de barro y hojarasca el asfalto que quedaba más o menos despejado.

Prueba Honda África Twin

¿Solución? Despliego los estribos que hay tras las plataformas que hacen de apoyapiés y me pongo mentalmente en modo trail sin comerlo ni beberlo (porque si no, lo que me voy a comer yo es el suelo). Los neumáticos mixtos de esta unidad funcionan a la perfección, la pantalla -practicable manualmente- se puede elevar muchísimo y en combinación con el carenado hace que la protección sea excelente y pueda salvar del agua gran parte de la chaqueta ventilada que me había puesto para hacer unos pocos kilómetros.

Es una lástima que el escudo no tenga guantera para que no se me moje el móvil y que el maletero resulte tan escaso, en beneficio de la distancia -pretendidamente amplia para meterte por donde quieras- entre la rueda trasera y el conjunto colín-matrícula que hace de guardabarros.

Las llantas de radios, el cubrecárter del motor, las barras laterales (por 333 euros más), la suspensión delantera regulable y la posición elevada del tubo de escape también hacen de este maxiscooter una moto trail de verdad. ¡Si quieres!  

De la ciudad a la sierra

Llega el fin de semana y apetece hacer turismo probar el Honda X-ADV en todos los terrenos... y, cómo no, la prometida polivalencia de esta rompedora motocicleta. Con unos consumos inferiores a los 4,0 l/100 km y una autonomía de unos 300 km, me alejo todo lo que me apetece de la ciudad. En carretera de montaña, el chasis trabaja realmente bien y puedes atacar las curvas todo lo que quieras.

Selecciono el modo Sport en el botón derecho y voy cambiando secuencialmente con el '+' y el '-' del puño izquierdo. Aquí, el sistema es menos intrusivo conforme elijas un mapa más avanzado. En el tercero y último, las marchas se estiran especialmente para que puedas aprovechar mejor todo el par, si bien, la centralita sube relación, sí o sí, si superas las 5.000 rpm. 

Prueba Honda X-Adv

Sin darme cuenta, he subido hasta un mirador de tierra, tras bordear un castillo con el suelo empedrado. Luego he atajado hasta la siguiente carretera asfaltada a través de un camino embarrado, de pie sobre los estribos para guardar mejor el equilibrio, y hasta que no he vuelto a subirlos y me he sentado de nuevo no he reparado en que jamás hubiera metido por aquí ningún otro scooter. 

Cae la noche y resulta de lo más tentador quedarme a dormir por aquí y plantarme mañana del tirón, y sin cambiar de montura (con un manguerazo, si acaso), en un acto elegante que tengo programado en el centro de Madrid. Y porque no he traído el traje ni los zapatos, que si no... por la moto que no sea. 

Conclusión y otros detalles

La nueva Honda X-ADV se lleva el premio al la moto más rompedora (te guste o no su estética, que a mí, sí), original, polivalente y, quizás, divertida, del año. Una scooter-trail (o al revés) cuyo concepto se situaría por encima del maxiscooter Integra y por debajo de la trail CRF 1000 L Africa Twin, pero con estética y personalidad bien distintas.

Márquez pone a prueba el Honda Africa Twin en nieve 

La Honda X-ADV se lleva el premio al la moto más rompedora (te guste o no su estética, que a mí, sí), original, polivalente y, quizás, divertida, del mercado. Una scooter-trail (o al revés) cuyo concepto se situaría por encima del maxiscooter Honda Integra y por debajo de la trail Honda CRF 1000 L Africa Twin, pero con estética y personalidad bien distintas.

¿Dimensiones? Altura libre al suelo (162 mm), llantas de radios con neumáticos mixtos y escape elevado permiten meterte por donde no te atreverías con otro scooter que sea igual de práctico para moverse a diario por la ciudad. 

Prueba Honda X-Adv

Diseño: las formas del nuevo X-ADV han sido estudiadas para que su carácter 'crossover' sea real. El carenado protege bien en carretera y la pantalla se eleva sin herramienta.

Si bajas los estribos intermedios, puedes adoptar una postura auténticamente 'trail'.

Prueba Honda X-Adv

Instrumentación: el cuadro es completísimo. El motor se conecta en punto muerto por defecto en cuanto giras la rueda de contacto (sin llave). Con el botón inferior abres la boca de llenado y el maletero (algo escaso).
 

 

 

Conclusión

Lo mejor

Concepto innovador, versatilidad, diseño, diversión.

Lo peor

Capacidad del maletero, brusquedad en uso meramente urbano.

Lecturas recomendadas