Skip to main content

Patrocinado por:

Práctico

¿A qué velocidad saltan los radares de la DGT en 2017?

La velocidad a la que saltan los radares de la DGT

¿Sabes a qué velocidad saltan los radares de la DGT en 2017? No es la misma que la máxima permitida por la vía; siempre es ligeramente superior por aquello del margen de error que en muchas ocasiones ha servido para invalidar multas.

¿Sabes quién inventó los radares?

¿Sabes a qué velocidad saltan los radares de la DGT en 2017? Los cinemómetros se han convertido en una de las herramientas preferidas por la Dirección General de Tráfico para el control de la velocidad en toda la geografía nacional, tanto con dispositivos fijos como móviles. Y es que según sus datos, cada año fallecen 300 personas en nuestras carreteras en accidentes en los que la velocidad fue un factor determinante.

VÍDEO: Falsos mitos de los radares de carretera

Según el último estudio realizado por la DGT, las vías donde más se incumple el límite de velocidad son las convencionales limitadas a 90 km/h, donde 4 de cada 10 conductores circulan a velocidad superior a la permitida. Además, este tipo de carreteras son las que presentan un mayor riesgo vial, registrando 8 de cada 10 fallecidos. Y aunque lo recomendable siempre es respetar siempre los límites, así evitarás las temidas sanciones, nunca está de más saber a qué velocidad te puede poner una multa un radar.

¿A qué velocidad saltan los radares?

A través de un 'tuit' la DGT ha hecho pública la velocidad exacta a la que saltan los radares en 2017. No es la misma para todos, sino que dependen del límite máximo de velocidad que impere en cada tramo.

Así, para aquellos kilómetros en los que la velocidad máxima permitida sea inferior a 100 km/h (por ejemplo, en carreteras secundarias limitadas a 90 km/h), la cuenta a realizar es la suma de 7 km/h al tope legal de la vía (de ahí que se conozca como 'Tolerancia 7'). Hagamos la cuenta:

  • En tramos limitados a 50 km/h, el radar saltará a 57 km/h
  • En tramos limitados a 70 km/h, el radar saltará a 77 km/h
  • En tramos limitados a 90 km/h el radar saltará a 97 km/h

Con el hashtag #lacarreteranoesuncircuito, el tuit de la DGT (que poco más tarde ha compartido la Guardia Civil en su perfil oficial) explica también que la ecuación para saber a qué velocidad exacta saltan los radares es diferente cuando se trata de vías en los que el límite de velocidad máxima permitida supera los 100 km/h.

En este caso, para saber a partir de qué velocidad seremos multados hay que sumar el 7% al máximo permitido. El resultado es como sigue:

  • En tramos limitados a 110 km/h, seremos multados a partir de 117,7 km/h
  • En tramos limitados a 120 km/h, seremos multados a partir de 128,4 km/h

El Reglamento General de Circulación establece que las multas por exceso de velocidad son una infracción grave o muy grave, sancionada con multa de 100 a 600 euros y la pérdida de entre 0 y 6 puntos, dependiendo del exceso cometido. Eso sí, si este exceso supera en 60 km/h en vía urbana o en 80 km/h en vía interurbana a la permitida reglamentariamente, el Código Penal lo tipifica como delito y es castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o a la de multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, a la de privación del permiso de conducir por un tiempo de entre uno y cuatro años.

¿Por qué hay que respetar los límites de velocidad?

Si estás leyendo este artículo sobre la velocidad a la que los radares multan, quizá se deba a que no sueles respetar los límites de velocidad. Para ayudar a cambiar esto, la Dirección General de Tráfico da una serie de datos que ayudan a entender la importancia de adecuar nuestra velocidad a los límites de cada vía. Porque si no lo haces, no solo eres tú el único que se expone a un riesgo innecesario (tanto por la multa como por un posible accidente), también al resto de usuarios de la vía.

VÍDEO: Radar de semáforo: así funcionan

Cada año, la DGT registra a más de un millón de conductores por encima del límite de velocidad. Excesos que en ocasiones no tienen consecuencias, pero que en otros casos pueden ser letales: cada año fallecen 300 personas en nuestras carreteras en accidentes en los que la velocidad fue un factor determinante.

  • En caso de accidente, un aumento del 5% de la velocidad provoca un incremento del 10% de los traumatismos y del 20% de víctimas mortales.
  • A partir de 80 Km/h es difícil que un peatón salve la vida en un atropello. A una velocidad de 30km/h, el riesgo de muerte del peatón se reduce a 10%.
  • Llevar una velocidad adecuada podría evitar una cuarta parte de los muertos en accidente de tráfico.
  • La velocidad, al igual que la distancia de seguridad, debe adaptarse a las condiciones de la vía. Si el asfalto está resbaladizo, hay que reducir el ritmo y aumentar la separación con el vehículo que nos precede.
  • El exceso de velocidad no solo incide en la seguridad vial, también tiene una influencia negativa sobre el medio ambiente, la calidad de vida y el consumo de combustible.

Lecturas recomendadas