Skip to main content

Noticia

Motor

La DGT pide no hacer el examen de conducir con mascarilla negra y hay una razón

Nueva normalidad, ¿cuándo hay que conducir con mascarilla?

El protocolo anticovid aprobado por Tráfico establece que todos los alumnos que se presenten a las pruebas de conducir deben ir debidamente protegidos. Ahora bien, no vale de cualquier forma: la DGT pide hacer el examen de conducir con mascarilla de color negro y, ojo, porque hay una buena razón que lo justifica.

Antes de entrar en faena, vamos a hacer un par de aclaraciones. Aunque se han extendido rumores que hablan de prohibición, lo cierto es que desde Tráfico solo han lanzado una recomendación. Así nos lo confirman desde la DGT que nos cuenta que lo que han hecho ha sido pedir a las jefaturas provinciales de Tráfico que recomienden a los alumnos no llevar mascarillas de color negro el día del examen.

La segunda es que en la parte teórica en la que no se permite el uso de mascarillas de color negro; en la prueba práctica no hay impedimento.

Por qué la DGT recomienda no utilizar mascarillas negras en el examen de conducir

La razón por la Tráfico recomienda no utilizar mascarillas de color negro a la hora de hacer el examen teórico es porque dado que son más opacas resulta más sencillo esconder aparatos de comunicación.

No es algo que se imaginen es que, tal y como confirman desde Tráfico, se han dado varios casos en los que los alumnos han tratado de esconder sistemas de comunicación tras la mascarilla.

El protocolo anticovid establece que “es imprescindible para realizar un examen práctico o teórico del permiso de conducir”. Se debe llevar “la mascarilla quirúrgica o FFP2 sin válvula de exhalación que cubra la nariz y boca”. 

mascarilla-coche

No habla nada del color de la mascarilla, de ahí que no se pueda prohibir el uso de mascarillas negras. Ahora bien, si algún alumno accede a la sala de examen con ella, es posible que el examinador le solicite que se descubra el rostro para comprobar que no hay nada oculto. También le puede pedir que se cambie la mascarilla por otra que le ofrecerán en la jefatura.

"En caso de no aceptar ninguna de las tres opciones, no podrá acceder a la sala", explican.

Hay que recordar que la nueva Ley de Tráfico que se tramita en estos momentos considera infracción muy grave cometer fraude en el examen de conducir usando dispositivos de comunicación. Cuando sea aprobada, conllevará multa de 500 euros y seis meses sin poder pasar de nuevo por examen.

Etiquetas:

DGT

Y además