Skip to main content

Noticia

Tecnología

Pule y elimina el óxido con este producto que han valorado 4.000 usuarios en Amazon

Autosol Chrome

En este artículo, AutoBild podría recibir una comisión por tus compras. Más información.

Por lo general, no existe un mejor recomendador de productos que la experimentada comunidad de Amazon. Raro, si no imposible, es encontrar un producto entre los más vendidos, con miles de opiniones que sean positivas que no sea una gran compra. Y es por eso por lo que vale la pena darle una oportunidad al pulidor de Autosol.

Este pulidor, denominado Autosol Chrome, es ideal para la limpieza y la restauración de piezas cromadas, principalmente las de motocicletas. Pero en realidad, es útil para cualquier trabajo de pulido, lo que implica tanto dar brillo a superficies metálicas o plásticas, como eliminar el óxido que se ha formado en una superficie de metal.

Y las opciones para utilizarlo son múltiples. Podemos utilizar lana de metal y frotar de forma manual. Podemos también utilizar una bayeta o un papel absorbente y también veremos resultados. Y si queremos pasar a algo más profesional y tenemos las herramientas, podemos utilizar una Dremel con el accesorio correspondientes para el pulido.

El formato del producto es un tubo de 75 mililitros. No es mucho, pero es que tenemos que utilizar muy poco para aplicarlo sobre las diferentes superficies.

La clave una vez que lo aplicamos es dedicarnos a realizar el proceso de pulido, que dependiendo de cuál sigamos, si es manual o con una herramienta automática, puede llevarnos más o menos tiempo. También dependerá mucho de cuanto queramos pulir, o de la cantidad de óxido o suciedad presentes que haya en el material sobre el que queramos trabajar.

Pero sin duda, lo mejor de todo es que es un producto que cuenta con las garantías de una gran comunidad como es la de Amazon. Está entre los más vendidos de la categoría de Motor, y cuenta con nada menos que con 4.000 valoraciones de diferentes usuarios, consiguiendo superar las cuatro estrellas.

Es un producto ideal, por ejemplo, para acabar con el óxido de elementos metálicos del coche que quieras mejorar. También es perfecto para tubos de escape de motocicletas que con el tiempo han ido perdiendo el brillo. Y es una buena opción para restaurar bicicletas que con el tiempo han ido deteriorándose y tienen superficies metálicas oxidadas.

Su precio además no es nada caro, pues podemos comprar el tubo por un precio de unos 10 euros. La cantidad es más que suficiente para utilizarlo con múltiples superficies diferentes, ya que la acción principal a realizar es el pulido, que es lo que nos llevará más tiempo y esfuerzo.

En este artículo, AutoBild recibe una comisión de sus socios afiliados por cada compra que realices a través de los enlaces de productos que hemos incluido, algo que en ningún caso supone un coste adicional para ti. No obstante, nuestras recomendaciones son siempre independientes y objetivas. Puedes consultar nuestra política de afiliados aquí.

Y además