Skip to main content

Práctico

Estos son los derechos del comprador de un coche nuevo

Estos son los derechos del comprador de un coche nuevo

La garantía del coche es tu gran aliada.

Reparaciones: que no te timen en el taller

Hoy queremos hablarte de los derechos del comprador de un coche nuevo. La compra de un coche nuevo es una de las más importantes dentro de la economía familiar; y un desembolso de tal envergadura tiene que estar protegido por una serie de derechos.

El derecho del comprador de coche nuevo está recogido en la garantía del vehículo; como seguramente sepas, en la Unión Europea la garantía legal es de un mínimo de dos años, si bien muchas marcas ofrecen la posibilidad de ampliarla.

Estos son los derechos del comprador de un coche nuevo 

Así que, primer consejo que debes tener presente a la hora de conocer al dedillo tus derechos como comprador de un coche: léete con detenimiento la garantía de tu coche. Ten presente que posibles posibles reformas o modificaciones, incluir algún accesorio no original, y otras acciones pueden afectar a la garantía del coche.

Eso sí; ten presente que podemos distinguir entre tres tipos distintos de garantía del coche, cada una de las cuales con sus especificaciones, derechos y obligaciones distintas.


1. Garantía legal

Como ya te adelantábamos antes, en la Unión Europea, la garantía legal de un coche nuevo es de dos años sin límite de kilometraje. En estos 24 meses el fabricante tendrá que afrontar la reparación de las posibles averías (siempre y cuando, estas no sean consecuencia de un uso inadecuado, por un  mantenimiento deficiente o por desgastes).

Si existiese un defecto de fábrica, también sería el fabricante el encargado de repararlo, si bien, en este caso, solo dispones de seis meses desde la fecha de entrega del vehículo para reclamar. Después, necesitarías un informe pericial que confirmase que el defecto es de fábrica

Ten presente que el tiempo que tu coche tenga que estar en el taller por una avería cubierta por la garantía no computa como tiempo de garantía; es decir, se sumará ese tiempo para el fin de la garantía legal. En este caso, no olvides pedir un justificante con la fecha de entrega y devolución del vehículo, además del informe de reparación.
 

2. Garantía comercial

La garantía comercial es aquella que ofrecen los comerciantes como ampliación de la garantía legal. Es una opción, y supone el pago de una cantidad económica. La ampliación varía de un fabricante a otro, si bien es cierto que muchos ofrecen un límite de tiempo o de kilometraje. 

¿Qué pasa si dejan de fabricar mi coche? ¿Habrá piezas para repararlo?

Los derechos que recoge la garantía comercial no son los mismos que los de la garantía legal; suelen ofrecer servicios atractivos (como vehículo de sustitución, mantenimiento…), pero a veces no cubren todos los elementos. 

3. Garantía de reparación

Tus derechos como comprador de un coche nuevo no se limitan solo a la compra; ten presente que, si has de llevar el coche a reparar o para una revisión de mantenimiento, esto también te otorga una serie de derechos.

Anota: todas las reparaciones realizadas cubiertas por la garantía legal gozan de una garantía adicional de seis meses. Por eso, ten presente que, aunque haya caducado el plazo de la garantía legal, la reparación de una determinada avería podría contar aún con garantía. 

Si la reparación al coche no estaba dentro de una avería cubierta por la garantía, el taller tendrá que cubrirla durante tres meses o 2.000 kilómetros.

Y además