Skip to main content

Noticia

Motor

Ya se sabe quienes fueron los culpables (en plural) del accidente mortal del Tesla

Accidente

Todos los dedos señalaron al Autopilot como responsable del accidente que acabó la vida del conductor de un Tesla en 2018. Las investigaciones han concluido y aseguran que no fue solo la tecnología, que en el accidente mortal del Tesla hay varios culpables (en plural).

El siniestro se registró hace cerca de dos años. Un Tesla Model X  que circulaba con el sistema de conducción autónoma (el Autopilot) activado se salió de la calzada. Como consecuencia del siniestro, el conductor perdió la vida.

Los primeros datos señalaban al Autopilot como único culpable del accidente. Tesla pidió calma y aunque no negó rotundamente su responsabilidad si quiso recalcar que el conductor no estaba pendiente de lo que sucedía en la carretera tal y como establecen como requisito cuando el coche circula de manera autónoma.

La investigación señala tres culpables

Ahora, con la investigación concluida, la Junta Nacional de Seguridad del Transporte de Estados Unidos (NTSB) señala que tres culpables del accidente mortal del Tesla Model X en 2018:

  • el Autopilot. Aunque el Tesla había recorrido la misma carretera en varias ocasiones y sin ningún problema, parece que ese día no supo analizar bien la información de la carretera que captaban sus sensores
  • el conductor. Ha quedado demostrado que en el momento del accidente, el conductor no prestaba atención a lo que sucedía en la carretera, puesto que iba jugando a un videojuego en su teléfono móvil. Esto le impidió corregir a tiempo la trayectoria del vehículo
  • el estado de la calzada. La NTSB señala en su investigación que el quitamiedos contra el que chocó el coche no estaba en buen estado y que debía haber sido reparado, tiempo atrás, por el departamento de transportes de California. El informe recalca que si el elemento de seguridad hubiera funcionado correctamente no se habría evitado el accidente, pero las consecuencias habrían sido menores

Aunque reparten responsabilidades, los investigadores consideran que parte de la debilidad del sistema de conducción autónoma de Tesla presenta fallos porque, al no tener un sensor láser (LIDAR) depende demasiado de las cámaras del coche. También falló el sistema que advierte de una colisión inminente que debía haber lanzado una alerta y reducir la velocidad; en lugar de esto, el Model X aceleró antes del impacto.

La NTSB ha animado a Tesla a seguir mejorando sus sistemas de conducción autónoma y hacer más seguros sus vehículos, pero indica que es conveniente advertir y recordar a los conductores que no deben depositar toda la confianza en sus coche. 

Todo sobre Tesla

Modelos de Tesla más populares

Ver todos los modelos

Y además