Skip to main content

Noticia

Vídeo: ¿Qué ocurre si pones marcha atrás a 64 km/h?

Vídeo: ¿Qué ocurre si pones marcha atrás a 64 km/h?
¿Qué ocurre si pones marcha atrás a 64 km/h? Nada bueno, pensarás. Lo único que puedo adelantarte es que lo que estás a punto de ver, no lo esperarías. Así que no te pierdas el siguiente vídeo.

No te pierdas: '¿Qué pasa si pones marcha atrás a más de 100 km/h?'

No es la primera vez que vemos un intento similar, poner marcha atrás cuando se conduce a una velocidad medianamente alta. Hace unos días, te contábamos que los compañeros de AutoVlog habían hecho un intento similar, colocando el selector de cambio en la posición R cuando conducían a una velocidad de más de 100 km/h. En este caso se trataba de un cambio automático, una transmisión que no dejó que el cambio engranará la marcha atrás. Ahora bien, ¿qué pasa si lo hacemos con un cambio manual? ¿Habrá un resultado diferente? Atentos al siguiente vídeo.

Como os decía, el Ford Fusion al que iban subidos los chicos de AutoVlog no tuvo reacción alguna cuando se seleccionó la marcha atrás en su cambio automático. Viajaban a unos 113 km/h y en ese momento colocaron el selector de cambio en la posición R. Simplemente, el Ford Fusion que conducían no les dejó hacer tal experimento, y continuó la marcha como si nada hubiera pasado. En el vídeo que tenéis justo debajo de estas líneas el resultado será diferente, pues se trata de un modelo antiguo de cambio manual.

El conductor del coche protagonista fuerza la marcha atrás mientras conduce a unos 64 km/h. Al contrario de lo que podíamos pensar, que ocurriera un completo desastre, la camioneta nos sorprende a todos y engrana la marcha atrás haciendo que las ruedas traseras comiencen a girar hacia atrás luchando con el movimiento. No esperábamos tal reacción, pues la lógica nos hacía pensar que el cambio no dejaría que esta marcha pudiera engranarse o que simplemente se produciría una avería completa en el sistema.

La nube de humo que forman las ruedas traseras luchando por viajar hacia atrás es impresionante. Desde unos 64 km/h, las ruedas luchan contra el asfalto rodar justo hacia el lado inverso. Después de unos segundos, paran el coche y comienzan a moverlo hacia atrás. Una reacción única que nadie esperaría.

  

Y además