Skip to main content

Noticia

VÍDEO: ¿Cómo se hacen las nubes los viernes? Preguntádselo a este conductor

¡Brutal burnout!

¿Queréis saber cómo se hacen las nubes los viernes? La respuesta la tiene este conductor y su Dodge Charger SRT Hellcat. ¡Qué espectáculo! 

No te pierdas: VÍDEO: un Dodge Viper cualquiera en una incorporación cualquiera haciendo de las suyas

Después de ver este vídeo sabrás de dónde proviene la niebla mañanera… Esas nubes tan molestas que no te dejan ver la carretera. ¿Pensabas que era por un proceso climatológico? Nah, la realidad es que se debe a las ruedas de este Dodge Charger SRT Hellcat quemando contra el asfalto. Menudo burnout se ha marcado y que bola de humo ha provocado. 

Espectacular bola de humo

Nada mejor para terminar bien el viernes que una buena bola de humo de tus neumáticos chillando contra el suelo. Este conductor tiene todo lo necesario para pasarlo bien. Habilidad y un coche muy potente con el que hacer donuts en la carretera. 

Te interesa: VÍDEO: Un Dodge Challenger Hellcat demostrando su poder, de 0 a 320 km/h

Y es que hablamos de un Dodge Charger SRT Hellcat. Puro músculo americano con un motor V8 de 6,2 litros sobrealimentado que entrega una potencia de 717 CV y que puede alcanzar una velocidad máxima de 328 km/h. El deseo de muchos americanos y de los que no lo son. 

Dodge Charger
Así luce el Dodge Charger SRT Hellcat Widebody

El Dodge Charger SRT Hellcat además incorpora novedades que ayudan a exprimir aún más su potencia, como son el sistema Line-Lock o el Launch Control para optimizar la aceleración desde parado, algo fundamental en la cultura estadounidense. Además, claro, de un diseño musculoso y agresivo que no pasa inadvertido y que nos recuerda que estamos hablando de un 'muscle car'

Mira esto: VÍDEO: Hoy Dodge se ha levantado con ganas de dar gracias, por todo esto...

Pero, la gran sorpresa, sobre todo para los europeos, es que esta bestia cuesta unos 50.000 euros, es decir, menos de la mitad que modelos con prestaciones similares como el Audi RS6 o el BMW M5. Y ahora, ya sabes cómo se hacen las nubes los viernes, todo es culpa de este conductor. 

Y además