Skip to main content

Noticia

Redadas en varios talleres de coches de Usera

Redadas en varios talleres de coches de Usera

La Policía Municipal de Usera ha realizado redadas en varios talleres del distrito madrileño, descubriendo deficiencias graves en al menos cinco de ellos. Han requisado 20 automóviles y diferentes equipos piratas de diagnosis.

Te interesa: Diez consejos para que sepas cómo escoger un buen taller

A raíz de varias denuncias vecinales, se han realizado una serie de redadas en talleres de coches de Usera. La Policía Municipal del distrito madrileño ha descubierto en las últimas dos semanas deficiencias graves en al menos cinco de los establecimientos inspeccionados en las calles del barrio, varios de ellos regentados por ciudadanos de origen chino o dominicano. Según los vecinos, algunos de estos talleres arreglaban los coches en la vía pública, con el ruido y las molestias que esto origina.

Durante las inspecciones llevadas a cabo en varios talleres de Usera, los agentes han detectado infracciones en materia de tratamiento de residuos peligrosos, pero también delitos de propiedad intelectual o contra los derechos de los trabajadores. Han requisado 20 automóviles que carecía de documentación (sin seguro o sin ITV) y también se ha incautado diferentes equipos piratas para el diagnosis de los vehículos importados desde China.

VÍDEO: ¡Cuidado! Así es un taller ilegal

Fuentes policiales señalan que “se trata de equipos que se compran por internet a un precio irrisorio de 200 a 700 euros -valen de 3.000 a 5.000 euros los originales- y que luego se van actualizando periódicamente”. Con esta herramienta, habitual en los talleres ilegales, pueden reprogramar los vehículos e incluso, dejar inactivas o alterar la configuración varias de las funciones de seguridad del turismo, como el kilometraje que aparece en el cuentakilómetros o desactivar el aviso de un airbag defectuoso. Los agentes también se percataron de que muchos empleados carecían de contrato, por lo que los propietarios de los talleres podrían incurrir en un delito contra el derecho de los trabajadores.

También se han abierto siete actas sobre el tratamiento de los residuos peligrosos tras detectar fallos en la manipulación de los aceites usados, líquidos de freno, neumáticos o disolventes. Además, uno de los talleres ofrecía un servicio de lavado de coches a pesar de carecer de una autorización de vertidos y de la correspondiente licencia de actividad. Las actuaciones, que se han llevado a cabo en las calles de Nicolás de Usera, Olvido y Avenida de Orcasur, van a seguir a lo largo de los próximos días.

Fuente: ElMundo

Lecturas recomendadas