Skip to main content

Noticia

La OPEP aún espera que la demanda de petróleo siga creciendo

OPEP demanda petróleo

La Organización de Países Exportadores de Petróleo, también conocida como la OPEP, aún espera que la demanda de petróleo siga creciendo hasta 2040.

No te pierdas: Emisiones globales: Gasolina vs. vehículos eléctricos de batería

Pese al crecimiento que están experimentando los coches eléctricos, la OPEP aún espera que la demanda de petróleo siga creciendo hasta alcanzar su máximo pico a finales de la década de 2030. La creencia de la Organización de Países Exportadores de Petróleo radica en que no esperan que los eléctricos destronen a los coches con motores de combustión a un ritmo tan rápido, a menos que se dé un escenario de crecimiento más rápido.

Vídeo: Las cuatro formas de recargar un coche eléctrico:

“Es muy poco probable que los coches eléctricos penetren en el segmento de automóviles de pasajeros con fuerza en menos de 24 años”, afirma un informe publicado recientemente. “Sin embargo, varios países han declarado públicamente su intención de lograr una participación aún mayor de coches eléctricos en nuevas ventas”. Y es que, aparentemente, si una cuarta parte del parque móvil mundial es eléctrico, la demanda de petróleo podría estabilizarse en 109 millones de barriles diarios en la segunda mitad de la década de 2030, según informan en Bloomberg.

Por su parte, las compañías petroleras están prestando especial atención a mercados como Francia, Reino Unido y China, donde ya se han anunciado planes para prohibir la venta de coches que consuman combustibles fósiles en las próximas dos décadas. La OPEP considera que el 8% de la flota mundial de vehículos ligeros funcionará con baterías en 2040, con poco impacto en el uso del petróleo, mientras que Bloomberg New Energy Finance cree que un tercio de los automóviles serán totalmente eléctricos para entonces.

Otro de los movimientos tecnológicos que podría afectar a la demanda de petróleo es la implantación de servicios para compartir coche, como Uber y Lyft. En Estados Unidos, estos servicios podrían acelerar el descenso de la demanda de petróleo hasta una caída del 7% para el año 2040. Mientras tanto, en China estos servicios podrían reducir la flota de automóviles y provocar un pico en la demanda de petróleo en 2035 antes de caer considerablemente en los próximos cinco años.

Fuente: Bloomberg

Lecturas recomendadas