Noticia

El Opel OSV Concept cumple 40 años

Noelia López

09/23/2014 - 14:12

En 1974, Opel presentaba el Opel OSV Concept. Con protección por impacto, sistemas de alerta interior, asientos de seguridad y capaz de superar las pruebas de impacto a 65 km/h marcó un antes y un después en la lucha por hacer coches más seguros.

Hace 40 años, las siglas OSV hicieron historia. Hace 40 años, nacía el Opel OSV 40 Concept. La 'O' es de Opel; la 'S', de 'Safety' (seguridad); y la 'V' de Vehicle (vehículo). Luego era el primer coche de seguridad de la historia de Opel.

Se presentó en Londres, en la II Conferencia Técnica Internacional sobre la Seguridad Mejorada de Vehículos del año 1974. Sobre la base de un Kadett C, los ingenieros de Opel pudieron dejar su volar su imaginación en materia de seguridad. Lo llamaron OSV 40 (arriba te he explicado por qué las siglas; el número es por la velocidad máxima, en millas por hora, a la que el vehículo podría resistir un impacto frontal). Fue el primer coche homologado en las pruebas de choque a 65 km/h.

Opel OSV 40: el poliuretano, un gran descubrimiento

Lo primero que llama la atención al mirar al Opel OSV 40 son los prominentes pasos de rueda. Son tan grandes porque están rellenos de poliuretano, un material que le proporcionaba excelentes resultados en absorción de impactos. La espuma de poliuretano absorbe tanta energía que impactos por debajo de esa velocidad solamente tenían como resultado pequeñas deformaciones y así se creó el guardabarros que se “auto reparaba”. También utilizaron poliuretano en el relleno de las puertas, para aumentar con este material la protección de los pasajeros en caso de impacto lateral. 

Además, se realizó un blindaje en partes clave del techo, y los respaldos de los asientos se fijaron al techo mediante un sistema de cinturones que aun permitía el reglaje común de los asientos. Estas medidas incrementaron considerablemente la estabilidad y robustez del habitáculo. El parabrisas, de cristal laminado, también era pegado y sellado a la carrocería, también con el fin de incrementar la rigidez e integridad del coche. 

En el interior, recurrieron también al poliuretano, de tal manera que todas las zonas que podían resultar peligrosas en caso de impacto fueron recubiertas con una capa de dos centímetros de este material.

Mención aparte merecen los asientos. Los delanteros fueron ampliados de tal forma que construyeran una frontera respecto al compartimiento trasero. Los soportes laterales prevenían que los ocupantes colisionaran entre sí en caso de impacto y los reposacabezas delanteros de estilo minimalista aseguraban que el conductor tuviera una buena visión posterior.

Los cuatro asientos del OSV 40 disponían de cinturones de 3 puntos, incluso los delanteros ya disponían de un sistema automático de retención.

Opel OSV 40: excelentes resultados en todas las pruebas de choque

El OSV 40 fue el primer turismo que superó sin problemas las pruebas de choque a 65 km/h. Las cuatro puertas abrían sin necesidad de herramientas especiales tras un impacto a 65 km/h (40 mph) contra una superficie sólida. La parte delantera absorbía tan bien la energía que tras el impacto se redujo en 50 centímetros. El OSV 40 era igualmente impresionante durante una colisión frontal con un poste a 50 km/h, un impacto trasero, un impacto lateral y durante el ensayo de vuelco a 48 km/h.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Noelia López

Noelia López

Redactora de AutoBild.es

Yo escribo porque pienso que tú me lees

Todo sobre Opel

Opel

Modelos de Opel más populares

Ver todos los modelos

Buscador de coches