Skip to main content

Noticia

Motor

Ojo si conduces uno de estos vehículos, tienes más probabilidades de que la Guardia Civil te dé el alto

Guardia Civil

Es cierto que los controles son aleatorios, pero no es menos cierto que hay modelos, colores y segmentos con mayor porcentaje de altos. Ojo si conduces uno de estos vehículos porque tienes más probabilidades de que la Guardia Civil te dé el alto.

Con la información que proporciona la DGT acerca de sus campañas especiales de vigilancia, los datos de siniestralidad y de las compañías de seguros, nuestros compañeros de Business Insider han elaborado un listado con los vehículos que más vigila la Guardia Civil. Y es que, salvo que algún coche, moto o furgoneta presente un comportamiento extraño, en la elección de los vehículos a vigilar intervienen varios factores.

Los vehículos más vigilados por la Guardia Civil en los controles

También influye el tipo de control. Por norma general, los vehículos de alta gama son objetivo mayoritario en los controles de velocidad y los antiguos en las campañas en las que se vigila que la ITV está en regla. 

Veamos cuáles son los vehículos más vigilados por la Guardia Civil y por qué:

Furgonetas

La siniestralidad de este tipo de vehículos ha aumentado notablemente en los últimos años, especialmente por el boom del comercio electrónico. Los datos de la DGT apuntan que los accidentes con furgonetas han pasado un 8,6 % en 2013 a un 11 % en 2018. Este último año se registraron un total de 10.844 accidentes con furgonetas, en los que perdieron la vida 234 personas. 

Por orden de la Dirección General de Tráfico, los agentes deben prestar especial atención a la velocidad a la que circulan las furgonetas; también a si tienen la documentación en regla (tanto la del vehículo como la del conductor) y si están en el estado que se exige para la circulación.

Coches negros, rojos y amarillos

Lo de que los coches rojos o amarillos pagan el seguro más caro porque acumulan más accidentes es un falso mito. Esto último lo confirman los informes que la aseguradoras que concluyen que los vehículos de color marrón, verde y, sobre todo, negro son los que registran más accidentes. Pero no es por culpa de los conductores, sino porque se ven peor, especialmente de noche y son más difíciles de esquivar.

Como consecuencia, según la información de Business Insider, en un control de velocidad es probable que los agentes presten especial atención si se acerca un coche de colores llamativos.

Deportivos y modelos de alta gama

En este caso, además de excesos de velocidad, los agentes de Tráfico vigilan que los coches no cuenten con elementos no homologados o, incluso, prohibidos, como inhibidores de radar. Recordar que con la reforma que entrará en breve en vigor, bastará con que un agente encuentre el inhibidor dentro del coche para proponer al conductor para sanción de 200 euros y tres puntos.

Pasa por un radar de la Guardia Civil a 253 km/h y vuelve a comprobarlo

Coches de más de 15 años o en mal estado

El español es uno de los parques automovilísticos más antiguos de España. Esto se traduce en una mayor siniestralidad y, sobre todo, lesividad (fallecidos y lesionados graves en accidente). También en un aumento de las emisiones contaminantes.

En los controles de neumáticos, ITV... los coches viejos suelen ser los más vigilados, especialmente si tienen algún defecto evidente. De esta forma también es posible localizar los llamados coches zombie.

Coches con lunas tintadas

Oscurecer la lunes (por normativa solo se pueden tintar los cristales traseros) es un opción que gana adeptos. Se puede pedir que el coche salga de fábrica con esta característica; también tintar las lunas una vez el vehículo está en circulación.

Todo lo que debes saber sobre las lunas tintadas

Las lunas tintadas aportan privacidad y ayudan a mantener el habitáculo a una temperatura adecuada (especialmente en verano); pero también impiden que los agentes vean lo que hay en su interior por lo que es más frecuente que los agentes den el alto para hacer comprobaciones.

Y además