Skip to main content

Noticia

Henry Fisker cree que BMW debe cambiar de imagen

Fisker Karma
El futuro eléctrico traerá cambios.

Henry Fisker es una persona importante dentro del mundo de la automoción: ex diseñador de Aston Martin y BMW, ahora tiene su propia compañía, cuyo modelo, el Karma, sorprendió allá por 2011. Se ha sentado a hablar con los compañeros de Automotive News sobre el futuro del sector y ha soltado alguna que otra perla interesante.

VÍDEO: BMW M3 2020, esto es lo que ya sabemos

Al ser preguntado primero por un tema capital en los coches eléctricos, el de la autonomía y cuando se superaría la ansiedad que hay al respecto, Fisker respondió que en los próximos dos o tres años se eliminará la preocupación del cliente sobre si el vehículo será capaz de recorrer 400 o 480 kilómetros por carga.

Una vez superada esa barrera, los compañeros le preguntaron cuál sería el siguiente desafío, a lo que contestó que las marcas tendrán que descubrir qué es lo que quieren ser, sobre todo las tradicionales, que habrán de reinventarse a sí mismas. De hecho, puso como ejemplo a BMW, de la que tiene conocimiento por su pasado conjunto.

Así es el Fisker EMotion, el verdadero rival del Tesla Model S

“Mira BMW. Va sobre todo sobre los motores, su sonido, su suavidad y las revoluciones. Eso desaparecerá. No vas a escuchar ninguna diferencia entre un motor eléctrico y otro: todos son silenciosos. Así que, ¿cuáles son los elementos diferenciadores? ¿Por qué me voy a comprar un BMW en el futuro? Ese va a ser uno de los principales desafíos: hacer un ‘rebranding’ y comunicarle al cliente sobre qué va la marca”, explicó Fisker.

Además, el directivo adelantó que está trabajando en un nuevo vehículo 100% eléctrico que verá la luz en 2021, pero que será bastante más asequible que el Karma y tendrá un precio que partirá de los 40.000 euros y 40.000 dólares.

Fuente: Automotive News

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Y además