Skip to main content

Noticia

GM reestructura sus inversiones tras la amenaza de Trump

GM reestructura sus inversiones tras la amenaza de Trump

General Motors reestructura sus inversiones tras la amenaza de Donald Trump. Los planes para invertir 2.900 millones de dólares anunciados por el gigante automotriz el pasado año han sufrido ligeros cambios que afectan directamente a los intereses de la compañía en sus fábricas en México, las cuales relegará a un segundo plano en detrimento de las plantas en Estados Unidos.

No te pierdas: ¿Donald Trump puede ser bueno para Tesla?

General Motors reestructura sus inversiones tras la amenaza de Donald Trump. Los planes para invertir 2.900 millones de dólares anunciados por el gigante automotriz el pasado año han sufrido ligeros cambios que afectan directamente a los intereses de la compañía en sus fábricas en México, las cuales relegará a un segundo plano en detrimento de las plantas en Estados Unidos.

La colección de coches de Donald Trump:

Este año, GM invertirá 1.000 millones de dólares adicionales en sus operaciones locales y también contratará a 1.500 empleados adicionales. Aunque los detalles son algo limitados en este momento, la compañía ha confirmado que los fondos “cubrirán múltiples vehículos nuevos, tecnología avanzada y proyectos de componentes”. Además, el fabricante asegura que trasladará la producción de ejes para la próxima generación de pick-ups de México a Michigan, creando con ello 450 nuevos empleos.

“A medida que la base manufacturera estadounidense aumenta su competitividad, podemos aumentar aún más nuestra inversión, lo que resulta en más empleos para América y mejores resultados para nuestros propietarios. Estados Unidos es nuestro mercado interno y estamos comprometidos con el crecimiento que es bueno para nuestros empleados, distribuidores y proveedores, y apoya nuestro continuo esfuerzo para generar valor para nuestros accionistas”, aseguraba Marry Barra, presidente y director ejecutivo de General Motors.

Junto a sus propias inversiones y compromisos con la industria estadounidense, GM ha animado a muchos de sus proveedores a seguir su ejemplo y dice que un proveedor ya se ha comprometido a trasladar su producción de México a Michigan, creando nuevos 100 empleos. Estos cambios de última hora llegan tras conocerse la amenaza con más impuestos y aranceles por parte de Donald Trump.

Lecturas recomendadas