Skip to main content

Noticia

Dos Dodge Viper, una carrera de aceleración y un motor en llamas

Dodge Viper

Mala suerte.

Seguro que cuando estos dos Dodge Viper se pusieron lado a lado para competir en una carrera de aceleración lo que tenían en mente era “esto es un duelo de igual a igual”, es más difícil que se te pase por la cabeza que solo uno de los dos va a tener el motor intacto cuando acabe el sprint.

VÍDEO: ¡Así de loco suena un Dodge Viper GTS de Hennessey!

Como siempre, es mejor que primero echéis un vistazo a lo que ocurrió y que después lo comentemos:

A cada lado del ‘drag stripe’ un Viper, un rojo y otro blanco, aunque por lo demás aparentemente idénticos. En cuanto el semáforo se pone verde el de la izquierda sale disparado, pero el otro tarda un segundo en reaccionar, lo que hace que la desventaja sea imposible de salvar.

La historia del mítico Dodge Viper, contada en vídeo

A pesar de ello se pone en marcha pero cuando ha recorrido la mitad de la distancia, algo explota en el motor, toda la parte inferior se llena de aceite y acto seguido estalla en llamas. No solo eso sino que, al estar los neumático embadurnados de aceite, el piloto pierde el control del coche e impacta primero contra la barrera derecha y luego contra la izquierda, quedando finalmente el Dodge cruzado en mitad de la pista.

Por suerte, y como se puede ver en el vídeo, el conductor del Viper blanco no sufrió lesiones a pesar de lo aparatoso del accidente, y pudo salir del deportivo por su propio pie.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Y además