Skip to main content

Noticia

¿Cuánto tiene que jugar Cristiano para pagar su Bugatti?

¿Cuánto tiene que jugar Cristiano para pagar su Bugatti?

Los futbolistas suelen conducir vehículos y deportivos de lujo que cuestan millonadas pero, teniendo en cuenta lo que ganan gracias a sus contratos, ¿cuánto tiempo tienen que pasar sobre el césped para pagarlos?

Las 10 colecciones de coches de futbolistas más alucinantes

La vida del futbolista profesional tendrá sus cosas buenas y malas pero algo que no se puede negar es que está bien remunerada. Siempre hay niveles, está claro, pero los contratos por saltar al césped suelen ser de lo más lucrativos y muchos de ellos deciden invertirlos, entre muchas otras cosas, en coches. A la salida de la instalaciones de entrenamiento de cualquier equipo se puede apreciar un desfile de modelos de lujo y superdeportivos, pero en Carspring se han preguntado lo siguiente: ¿cuánto tiempo tiene que jugar cada uno para pagarse su coche?

VÍDEO: Cristiano Ronaldo conduce el Bugatti Chiron

Armados de paciencia han analizado a 255 jugadores de varias ligas, han investigado que coche tienen, lo que ganan en una temporada y, haciendo unos sencillos cálculos, han desvelado cuanto tienen que pasar corriendo tras el balón para sufragar el gasto de su transporte. Del estudio se desprenden algunas tendencias llamativas, como que los delanteros y los mediocentros suelen conducir en su mayor parte deportivos mientras que defensas y porteros son más de todocaminos y SUV. También muestra que prácticamente todos conducen coches que valen menos que el valor que tienen ellos en el mercado. Por último, aunque cabría esperar que al conducir vehículos cars tardarían mucho en pagarlos, 100 de los 255 elegidos pagarían el coche en un partido disputado o menos.

Cristiano Ronaldo, que tiene un garaje envidiable, tendría que jugar 5:15:20 (horas, minutos y segundos) para pagar por su Bugatti Veyron Grand Sport Vitesse; Lionel Messi, la estrella del F.C. Barcelona, cubriría el coste de su Ferrari F430 Spider en apenas 31:32; Frank Ribery despacharía su Lamborghini Gallardo en la primera parte de cualquier encuentro y Zlatan Ibrahimovic no tendría ni que terminar una prórroga completa para saldar el coste de su Porsche 918 Spyder.

Entre los casos más llamativos están George Boyd, del Burnley de la Premier League, que para amortizar su Mercedes 300 SL tiene que jugar 45:40:23 o, lo que es lo mismo, 30 partidos. Por el lado contrario, Jesús Navas pagaría por su modesto Nissan Micra en tiempo récord: 11 minutos. Le sigue en la lista de los más rápidos Carlos Tévez con 11:35, pero no porque su Porsche Panamera Turbo S sea precisamente barato, sino por la millonada que se embolsa por jugar para los Shanghai Shenhua en la liga China.

Fuente: Carspring.

Lecturas recomendadas