Noticia

¿Cuál es mejor, Mazda CX-5 o Skoda Kodiaq?

¿Cuál es mejor, Mazda CX-5 o Skoda Kodiaq?
Aarón Pérez

Desde que fue presentado, le llueven los cara a cara. ¿Cuál es mejor, el Mazda CX-5 o el Skoda Kodiaq? Los chicos de Skoda han desarrollado un SUV a la altura de una competencia que lleva muchos años dando guerra en un segmento consolidado en el mercado europeo, mientras que desde Japón nos llega la interesante alternativa que nos propone Mazda, el cual acaba de ser sometido a un completo restyling para seguir estando a la altura.

No te pierdas: ¿Cuál es mejor, Renault Koleos o Kia Sportage?

Desde que fue presentado, le llueven los cara a cara. ¿Cuál es mejor, el Mazda CX-5 o el Skoda Kodiaq? Los chicos de Skoda han desarrollado un SUV a la altura de una competencia que lleva muchos años dando guerra en un segmento consolidado en el mercado europeo, mientras que desde Japón nos llega la interesante alternativa que nos propone Mazda, el cual acaba de ser sometido a un completo restyling para seguir estando a la altura.

Sin embargo, en esta ocasión enfrentamos a dos interesantes opciones para el ajetreado segmento de los SUV y crossovers, aunque con tantas diferencias que pueden cumplir con lo que generalmente puede demandar un comprador. Desde siete plazas y un enorme maletero en el que cabe casi cualquier cosa que puedas imaginar, hasta los motores más eficientes y el equipamiento más avanzado.

Mazda CX-5: facelift consolidado

El Mazda CX-5 2017, que acaba de presentar un facelift con motivo de la celebración del Salón de Los Ángeles 2016, es el SUV estrella de la compañía japonesa y una interesante alternativa con un amplio abanico de equipamiento tecnológico y asistentes de seguridad, así como la interesante gama de motores con tecnología SKYACTIV que tanto está dando de qué hablar. 

El CX-5 de Mazda es un todocamino con unas dimensiones de 4.555 mm de largo, 1.840 mm de ancho y 1.670 mm de alto, todo ello con una distancia entre ejes de 2.700 metros y un peso que va desde los 1.390 a los 1.570 kilogramos. Esto le permite contar con una capacidad de carga que oscila entre los 463 litros con todos los asientos disponibles, hasta los 1.620 litros una vez se ha abatido la segunda fila.

Mecánicamente, el SUV compacto de Mazda ofrece dos propulsores de gasolina y otros dos diésel. Las unidades de gasolina son un 2.0 SKYACTIV-G de 165 CV y un 2.5 SKYACTIV-G de 192 CV, ambos de aspiración natural y asociados a transmisiones manuales y automáticas de seis velocidades que envía la potencia al tren delantero o a un sistema de tracción total. Por su parte, las unidades de gasóleo son un 2.2 SKYACTIV-D de 150 y 175 CV con las mismas opciones de transmisión y tracción que los gasolina.

En el apartado tecnológico, destacan tecnologías novedosas como el Mazda Radar Cruise Control y el Traffic Sign Recognition, que lee las señales de tráfico de la carretera y las reproduce en la pantalla de 4,6 pulgadas. Aunque los precios del lavado de cara del (prueba) Mazda CX-5 aún no han sido publicados, el modelo prerestyling arrancaba en 23.625 euros.

Skoda Kodiaq: siete plazas y un enorme maletero

El Skoda Kodiaq se posiciona como el primer SUV grande de la compañía de la República Checa. A priori, podríamos considerarlo como una opción más completa que el Mazda CX-5, ya que cuenta, principalmente, con espacio para hasta siete pasajeros, pero eso no significa que sea mejor. Ha sido recientemente presentado y llega pisando fuerte con la intención de plantar cara a rivales más consolidados en el mercado.

El nuevo Kodiaq se sitúa en una longitud de 4.697 mm, una anchura de 1.882 mm y una altura de 1.676 mm combinada con una distancia entre ejes de 2.791 mm, mientras que su peso se ha establecido en 1.515 kilogramos, lo que le permite ser más ligero. Su maletero, por otro lado, ofrece un espacio de carga de 720 litros, mientras que, como viene siendo habitual en Skoda, puede llegar a los 2.065 litros una vez se abaten las filas de asientos posteriores.

Sin embargo, el (prueba) Skoda Kodiaq ofrece una familia de propulsores levemente más amplia que la del Mazda CX-5, con dos unidades de gasóleo y otras tres de gasolina. Los motores diésel están asentados sobre el 2.0 TDI con 150 y 190 CV de potencia, mientras que los de gasolina son el 1.4 TSI de 125 y 150 CV, así como una variante más robusta con 2.0 litros TSI que llega a los 180 CV. Están asociados a transmisiones manuales de seis velocidades o automáticas DSG de seis o siete relaciones, mientras que la tracción delantera o total también está disponible.

Entre los asistentes a la conducción, el Skoda Kodiaq presenta una amplia batería de opciones, como, por ejemplo, el Asistente de Remolque, el Asistente de Maniobra de Marcha Atrás, el Area View, el sistema ‘ojo de halcón’, ayuda al aparcamiento o el Front Assist, entre otros más. Por su parte, los precios aún no han sido revelados oficialmente, pero según fuentes cercanas a la compañía checa, el nuevo Kodiaq arrancará con un precio que se situará en torno a los 25.140 euros.

Conclusión

De nuevo, el Skoda Kodiaq parece la opción más interesante, ya sea por las soluciones del almacenamiento, su capacidad de carga o la opción de contar con espacio para hasta siete pasajeros. Sin embargo, el Mazda CX-5 es un producto, como decimos, totalmente consolidado en el mercado y, aunque no ofrece el mismo espacio que el SUV checo, su diseño y sus motorizaciones pueden acabar por cautivar al público, añadiendo además que ligeramente más barato que su homónimo de Skoda.

Imagen de perfil de Aarón Pérez

Redactor

Apasionado de los coches desde que tengo memoria

Lecturas recomendadas