Skip to main content

Noticia

Estilo de vida

Cinco senderos vertiginosos que te encantarán

Cinco senderos vertiginosos que te encantarán
Susana Viñuela

Hoy te traigo cinco senderos vertiginosos de España y Portugal. Si con la llegada del buen tiempo quieres aprovechar para ponerte las botas de montaña y salir a pasear, seguro que esta información te interesa: atento…

Cinco vídeos impresionantes de naturaleza grabados con drones

¿Eres un amante de la montaña? Si la respuesta es afirmativo, a buen seguro que la llegada del buen tiempo será una buena noticia para ti. Con una climatología más favorable, y un descenso notable del riesgo, los senderos se llenan de amantes de la naturaleza.

Si eres uno de ellos, atento: porque hoy te traigo cinco senderos vertiginosos de España y Portugal que te van a encantar... (Puedes ver las fotos aquí).

1. Vistas al barranco Seco. Canal de Bejía, Anaga (Tenerife)

Esta ruta no es apta si se padece vértigo. Tiene una dificultad media y una longitud de aproximadamente cuatro kilómetros, y discurre por el canal de Bejía, colgado de una de las vertientes del barranco Seco. La vía puede hacerse circular.

2. Sendero fluvial. Pasarela del río Mao (Ourense)

Es el último trecho del río Mao, y tiene unos 600 metros de desnivel en pocos kilómetros. El camino, de unos dos kilómetros de largo, parte de La Fábrica, una vieja central eléctrica que ahora es un albergue.

Vídeo: La cataratas del Niágara

3. Balcones al Priorat. Grau de Barrots (Montsant, Tarragona)

El más vertiginoso de los 'graus' (caminos estrechos y abruptos) es el de Barrots. Tiene unos 5,5 kilómetros de longitud y una dificultad media-alta. No apto para personas sensibles a la altura.

4. Escalones en el aire. Congosto de Mont-rebei (Lleida) y pasarela de Montfalcó (Huesca)

El desfiladero de Mont-rebei, de unos 500 metros de altura, y unos 20 de anchura y 14 kilómetros de longitud (ida y vuelta). Se pueden contratar guías de montaña para hacer la marcha en el albergue de Montfalcó.

5. Las entrañas de Sierra Nevada. Cahorros de Monachil (Granada)

Una garganta  que se puede recorrer por una ruta de unas tres horas ida y vuelta, y de dificultad media. Tiene un puente colgante de 63 metros e incluso un pasadizo que desemboca en la Cueva de las Palomas.

Foto de apertura: Albert (Flickr)

Fuente: El País

Redactora

Comunicando, que es gerundio.

Lecturas recomendadas