Skip to main content

Noticia

F1

Charles Leclerc alucina en su primera visita a Moto GP

Charles Leclerc
Charles Leclerc disfruta de Moto GP en Mugello antes de viajar al GP de Canadá de F1.

El monegasco Charles Leclerc asistió el pasado fin de semana a una carrera de Moto GP por primera vez en su vida, en el Gran Premio de Italia disputado en el Circuito de Mugello. Charles disfrutó de su experiencia, de la victoria de Danilo Petrucci (Ducati) y alucinó con la velocidad sobre dos ruedas: ¡ahora quiere probar una Moto GP!

Te puede interesar: Todos los coches nuevos de 2019, lanzamientos y novedades

VÍDEO: Ferrari F8 Tributo, por primera vez ¡en movimiento!

Los pilotos de Fórmula 1 son unos verdaderos amantes de la velocidad, capaces de sacar el máximo de una máquina de competición con cuatro ruedas mientras van protegidos por un resistente cockpit a más de 300 km/h. De la misma forma lo hacen los pilotos de Moto GP, aunque ellos sobre dos ruedas y sin protecciones que minimicen un posible impacto.

Probablemente por las altas velocidades que los pilotos de Moto GP alcanzaban al final de la recta principal del Circuito de Mugello y también por su impresionante paso por curva, el monegasco Charles Leclerc, piloto de Ferrari en la Fórmula 1, se vio sorprendido por esta competición.

“Es impresionante. Es la primera vez que vengo a Moto GP y veo la velocidad a la que van, especialmente es sorprendente sobre dos ruedas. Yo he pilotado aquí en Fórmula 3, pero después de venir por primera vez a una carrera de Moto GP, ahora no tengo dudas de que quiero probar una de estas motos”; dijo en una entrevista a la web oficial de Moto GP.

Charles Leclerc

Leclerc no es el único piloto de F1 al que le gustaría probar una Moto GP. El cinco veces campeón del mundo Lewis Hamilton es un verdadero apasionado de las dos ruedas, y el año pasado tras acabar el Mundial de F1, se fue al Circuito de Jerez para completar varias jornadas de test con una Superbike. Fernando Alonso, en el pasado, también pudo probar una Honda de Moto GP en Japón.

Hace unos meses Max Verstappen también dijo que le encantaría probar una Moto GP, y de hecho se lo transmitió a Red Bull, que rápidamente mostró su negativa a la posibilidad. Ese es el gran impedimento a día de hoy para los pilotos de F1 en activo, pues ninguna escudería quiere arriesgarse a un piloto sufra un accidente, se lesione y se pierda parte de la temporada por ello.

En el caso de Leclerc, eso sí, los fuertes lazos de Ducati y Ferrari y el patrocinador común Mission Winnow (Philip Morris), seguro que apoyaría la posibilidad de que el test tuviese lugar. ¿Quizás en invierno? Tiempo al tiempo.

Imagen: Motorsport Images
 

Y además