Noticia

Audi Travolution: mayor eficiencia

Redacción Auto Bild

07/06/2010 - 18:00

Los coches dialogan con las señales de tráfico en el proyecto Audi Travolution, cuyos avances acaban de ser presentados. Gracias a esta tecnología, se reduce el tiempo parado o acelerando en los semáforos y, por lo tanto, la cantidad de combustible que se consume. También las emisiones de gases de escapes sufren un descenso importante.

En 2006, Audi llevó a cabo su primer proyecto Travolution en Ingolstadt; los semáforos de la ciudad germana están controlados por un algoritmo informático adaptativo que el fabricante desarrolló junto a socios tecnológicos en colegios de ingeniería avanzada. El estudio arrojó conclusiones inmediatas: la reducción de los tiempos de espera ante las señales de tráfico disminuía un 17% el gasto de combustible.

Animada por estos resultados, la marca ha evolucionado el programa, permitiendo que sus coches se comuniquen directamente con los semáforos mediante vínculos inalámbricos LAN y UMTS. Las señales transmiten datos que se procesan y se muestran en la pantalla de información del vehículo; así, el conductor sabrá, por ejemplo, cuál es la velocidad adecuada que debe adoptar para que la luz cambie a verde antes de que el coche alcance el semáforo. Dicha velocidad, que mantiene el tráfico lo más fluido posible, puede seleccionarse a través del control de crucero adaptativo.

Si la señal luminosa está en rojo, el ordenador de a bordo advertirá sobre el tiempo que queda hasta que pase a verde. Además, si el vehículo se aproxima a un semáforo a punto de cambiar de color, el conductor recibe un aviso visual o mediante un momentáneo corte de potencia del motor.

Con esta tecnología, el tiempo parado se acorta; el consumo de combustible disminuye hasta 0,02 litros por cada detención y correspondiente "reaceleración", ya que esta última puede evitarse. Si el sistema se aplicase en toda Alemania, las emisiones de gases de escape podrían rebajarse en cerca de dos millones de toneladas de CO2 al año; el 15% del dióxido de carbono que procede de la combustión de motores en el tráfico urbano se reduciría.

Travolution también permite pagar online los repostajes o los aparcamientos: el coche se comunica con la instalación correspondiente y, cuando el conductor confirma la operación a través del dispositivo multimedia MMI, el importe se carga automáticamente en la cuenta o tarjeta de crédito.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Redacción

Redacción Auto Bild

Redacción Auto Bild

-

Buscador de coches