Skip to main content

Noticia

Los 10 pasos que debes seguir si te encuentras un accidente en la carretera

Accidente de tráfico
Noelia López

Tener las cosas claras ayuda y mucho

Ojalá nunca suceda pero, si encuentras un accidente en la carretera, ¿sabrías como actuar?

Los expertos resumen el protocolo de actuación ante un accidente de tráfico en tres letras: PAS. 

PAS son las siglas de Proteger, Avisar y Socorrer. Este protocolo de actuación se debe aplicar a rajatabla y, sobre todo, teniendo siempre en cuenta el orden de actuación (proteger lo primero, para evitar que haya más siniestros).

En este vídeo puedes ver cómo aplicar el protocolo PAS:

Los 10 pasos que debes seguir si te encuentras un accidente de tráfico 

Tallerator ha ampliado el protocolo PAS para crear un decálogo imprescindible en caso de encontrar un accidente en la carretera.

  1. Parar a más de 100 metros del lugar del siniestro. Si es posible, hay que dejar el coche fuera de la calzada y dejar siempre encendidas las luces de emergencia
  2. Antes de de bajar del coche, todos los ocupantes deben ponerse el chaleco reflectante. Esta máxima lo es a cualquier hora del día y de la noche.
  3. Colocar los triángulos de emergencia, para señalizar cuanto antes la incidencia en la carretera. Recuerda que los triángulos estarán bien colocados si los sitúa a unos 50 metros del siniestro como mínimo, para que sean visibles a 100 metros por los coches que se aproximan. En los cambios de rasante, la norma es colocarlos a 100 metros de distancia.
  4. Después de cumplir con los puntos anteriores, pedir ayuda llamando a emergencias (teléfono 112, Policía o Guardia Civil). Nos preguntarán en qué lugar nos encontramos y sebemos ser claros a la hora de informarles. Recuerda que más importante que el qué ha pasado es el dónde ha pasado. Si el coche cuenta con sistema eCall puede que la ayuda esté en camino, pero no está de más hacer una nueva llamada por si acaso.
  5. Debes atender a los heridos, pero al desconocer su gravedad, hay que procurar no moverlos para no agravar cualquier lesión. Salvo que haya riesgo de explosión o incendio del coche, lo mejor es esperar a que lleguen las emergencias para que sean ellos quienes analicen la situación. Mientras lo hacen, debemos intentar que no pierdan la consciencia y tranquilizarles con nuestras palabras, haciéndoles preguntas para obligarles a que sigan interactuando. Si disponemos de una manta o algo similar para arroparles, lograremos que conserven su temperatura corporal, pero lo que nunca hay que hacer es darles bebida, comida ni cualquier tipo de medicamento.
  6. Apagar, con la llave de contacto, los motores de los coches implicados. Si descubrimos alguna fuga del combustible, podemos intentar detenerla con arena.
  7. Si nos vemos obligados a sacar a los ocupantes del vehículo (por riesgo de incendio del coche o que se vaya sumergiendo en el agua), muchísimo cuidado en no dañar la columna vertebral de los heridos. Nada de movimientos bruscos.
  8. Atención: si el accidentado es un motorista, nunca intentaremos quitarle el casco.
  9. Cuando lleguen las emergencias les informaremos de todo lo que hayamos visto, del número y situación de las personas implicadas y cualquier otro detalle significativo
  10. Por último, no interrumpir el trabajo que realicen los profesionales sanitarios y del orden, siguiendo las instrucciones que nos digan.
Imagen de perfil de Noelia López

Redactora de AutoBild.es

Yo escribo porque pienso que tú me lees

Lecturas recomendadas