Esto es amor... Se tatúa su VW Golf GTI en el brazo

Esto es amor... Se tatúa su VW Golf GTI en el brazo

16/12/2016 - 10:14

Por amor se pueden hacer muchas cosas, pero sólo cuando uno está seguro de que la pasión durará para siempre lo graba a fuego en su piel. El protagonista de esta historia estaba tan seguro de que no habría ruptura con su VW Golf GTI que se lo tatuó en el brazo.

Álex Vilanova no ha cumplido los 25 años pero tiene claro que el motor en general y el que mueve su VW Golf GTI en particular son su vida. Tanto es así que no ha dudado en publicar las fotos de su tatuaje en el muro de la campaña #VWyTu y, de paso, contar su historia.

Cuenta que su afición por las cuatro ruedas surgió cuando era muy pequeño y juagaba a desmontar los coches para con uno poder hacer dos y así tener más en su colección.

Por vocación comenzó los estudios de mecánica en 2009, también hizo prácticas en un taller y después de seis años trabajando en el sector dice que lo que le gustaría es entrar a formar parte del equipo de un concesionario (de VW, por supuesto).

Su primer VW Golf GTI

"Emoción, ilusión y adrenalina" son las tres emociones que experimentó cuando montó en su primer VW Golf GTI. "Lo compré hace tres años, un Golf GTI MK5 con 80.000 kms que ahora tiene 149.000" cuenta Alex. "Es a la vez mi sueño y mi hobby", asegura.

Alex dice que ha probado otras generaciones del Golf GTI: "he conducido un MK6, va muy bien, pero prefiero la línea del MK5, ni clásica ni moderno". "He de reconocer que también soy fan del MK2, pero me quedo con el Golf GTI MK5, moriré con él, lo llevo siempre conmigo, lo llevo en mi brazo", dice orgulloso.

Y no miente. Aquí la prueba:

El tatuaje de Álex lleva una inscripción: "ride or die" que, como él mismo explica, "significa que con el VW Golf GTI puedes llegar donde otros no alcanzan". Además, tiene la forma de la Ruta 66 porque su sueño sería recorrerla al volante de su VW Golf GTI.
No es su único deseo para el futuro: "siempre he querido ser mecánico o asesor de servicio de Volkswagen, es una marca que conozco bastante", comenta Álex.

"Cuando trabajas en lo que te gusta, nunca trabajas. Igual que hay fans del Barça que sueñan con jugar en el equipo de su vida, yo quiero ser mecánico de Volkswagen", sentencia.