Prueba

Coches 4x4

Prueba: Mitsubishi Eclipse Cross 2017

Luis Meyer

17/04/2017 - 08:30

Aunque se lanza en octubre de este año, ya nos hemos podido subir a un modelo preserie para contarte nuestras primeras impresiones. En esta prueba del Mitsubishi Eclipse Cross 2017 queda claro que la marca va a apostar fuertemente por el segmento SUV.

Hacía tiempo que no oíamos de Mitsubishi. Hace cinco años que no presentaban nada nuevo. Ajora presentan una ofensiva basada en modelos SUV. Nosotros ya hemos podido probar su inminente lanzamiento, aún en un modelo preserie. Prueba: Mitsubishi Eclipse Cross 2017.

Lo primero que nos llama la atención es que se denomine Eclipse, como el coupé deportivo que aguanto con nosotros dos generaciones antes de desaparecer de nuestro mercado. Tiene su explicación: la creación de la marca será un SUV coupé, con un tamaño parecido al Nissan Qashqai. Ópticamente tiene líneas afiladas que recuerdan al concept car XR-PHEV del Salón de Ginebra 2015. Pero bajo el camuflaje de nuestra unidad de prueba, lo cierto es que ni el frontal ni la zaga son muy reconocibles. Aunque suponemos que una parrilla marcada y los pilotos directamente bajo la luna posterior llegarán al modelo de serie.

VIDEO: Probamos el nuevo Mitsubishi ASX

Como tiene la línea del techo inclinada, los pasajeros de detrás con más de 1,80 metros de estatura tendrán el espacio algo limitado para las cabezas, y la apertura de la puerta no es muy generosa en altura. 

Delante, eso sí, conductor y acompañante van muy desahogados, independientemente de su talla. Aunque parte del cockpit también va camuflado, vemos que el salpicadero tiene una línea muy horizontal y hay una gran pantalla en el centro. Debajo, vemos algunos mandos para las funciones básicas. La marca, cuyo nuevo responsable viene de Nissan, promete que la calidad de los materiales, en toda su gama, subirá muchos enteros a partir de ahora. La sensación en este modelo, aunque sea un preserie, va en esa dirección. Medirá 4,50 metros de largo, será por tanto más corto que el Mitsubishi Outlander, pero también más ancho. Estrena un gasolina de 1,5 litros con turbo e inyección directa. Debe aportar mucho par ya desde bajas vueltas, llegando al máximo a solo 1.500 rpm.

¡En marcha!

Nuestra unidad de pruebas montaba la caja automática CVT sin fases, que tiene también relaciones virtuales gracias a un software especial. El funcionamiento es suave, pero obliga al motor a ir algo más esforzado, lo que aumenta su rumorosidad, y merma algo la sensación de empuje. Pero ojo: nuestro modelo sigue en vías de desarrollo, y los ingenieros aún aseguran que están afinando algunos detalles antes de que llegue al mercado. Recomendamos, en cualquier caso, el cambio manual de seis velocidades. Y quien opte por el 2.2 litros diésel, podrá optar también a una caja automática de ocho marchas. Aún no nos han confirmado si habrá variante híbrida. 

El chasis del Eclipse Cross tiene un ajuste más enfocado al confort que al dinamismo. La suspensión filtra con eficacia y es suave, aunque los baches muy pronunciados se notan algo en el interior. La dirección tiene una respuesta rápida y un tacto firme. En combinación con la tracción integral equipa de serie el sistema S-AWC, que no solo reparte la fuerza entre ejes, sino también entre las rudas de cada lado.

Llegará al mercado en 2017.

¿No puedes esperar? Encuentra tu SUV rápidamente en nuestro recomendador. 

Lecturas recomendadas

Buscador de coches