Prueba

Prueba: Kia Stinger. Lo metemos en el circuito de Nordschleife

12/09/2017 - 11:46

Nos hemos puesto al volante del Kia más potente de todos los tiempos. En esta prueba del Kia Stinger 3.3 T-GDI V6 en el circuito de Nordschleife, queda claro que la marca ha conseguido una berlina muy deportivo y, al mismo tiempo, confortable.

Estamos ante un modelo muy especial: Kia nunca había tenido algo así en su gama antes. Hablamos de un Gran Turismo en toda regla. Nos hemos puesto al volante. Prueba: Kia Stinger 3.3 T-GDI V6.

 

Tiene 4,83 metros de largo, 1,87 de ancho y solo 1,40 de altura. Sus proporciones ya son toda una declaración de intenciones. Y su morro, que ellos denominan "hocico de tigre". Ancho, imponente, con unos rasgados faros de LED que miran desafiantes. La deportividad se remarca también hacia los laterales, con salidas de aire y llantas de 19 pulgadas. El techo adopta una línea coupé, y culmina en  un gran portón del maletero. El Kia Stinger más potente se llama Kia Stinger GT. Y es también el Kia más potente de todos los tiempos: lleva un V6 de 370 CV con el que acelera de 0 a 100 km/h en 5,1 segundos, y alcanza los 270 km/h.

VIDEO: Así se diseñó el Kia Stinger

 

El cockpit tiene un elevado salpicadero que le hunde a uno más en su asiento remarcando el espíritu deportivo. En su parte central, lo parte una pantalla táctil. Tiene un volante pequeño de tres radios con levas para el cambio secuencial. La consola central se divide en dos zonas: la parte de arriba es para el infotainment, debajo están los botones para el climatizador.

¡Arrancamos!

Nos hemos ido al circuito de Nordschleife, porque la orientación deportiva de este Kia es indudable. Y porque Kia y Hyundai comparten un centro de desarrollo en Nürburgring. Salto a la pista. La primera aceleración corta a la salida de boxes, y me queda claro que la cifra de 5,1 segundos que da la marca es realista. El empuje del V6 se homogéneo y considerable, aunque no llega a ser brutal. Digamos que te catapulta civilizadamente. La tracción integral tiene mucho que ver en eso.

 

Llego a la primera curva, llega la primera sorpresa: el Stinger gira con increíble precisión. Es un coche muy balanceado, que gira con aplomo y engarza las curvas sin perder la compostura, aun cuando lo llevo en modo Confort y eso conlleva algunos balanceos. 

Pero estamos en un circuito, así que lo pongo en modo Sport. No me llega, aun así, la sensación se estar llevando un deportivo de los duros. El resto de confort sigue siendo elevado, y las irregularidades se filtran con sorprendente eficacia. 

Los frenos Brembo se portan de forma soberbia. Llevo el coche al límite, pero los discos y las pinzas distan mucho de estar en su límite. El sistema de Torque Vectoring de la tracción integral reparte la fuerza entre las ruedas de ambos ejes para compensar los deslizamientos, y eso me permite entrar y salir fuerte de las curvas con muchas garantías. Y diversión: esta enorme berlina me despierta en una sonrisa en la cara cada giro. El grip mecánico es impecable, la sensación de que este chasis tiene margen de sobra es constante. 

Última recta, última aceleración a fondo: el cambio automático de ocho velocidades inserta de forma fulminante y sin tirones. El head-up display marca 220 km/h. El instructor me pide que frene, aunque había margen para llegar a los 250 km/h perfectamente. En resumen: el Stinger no es un coche para hacer récords en circuito, pero sí una berlina que, sin renunciar al confort, permite un pilotaje deportivo y realmente divertido. Y con todas las garantías. 

Motores y precios

Por el momento, se han confirmado los datos para Alemania. El Kia Stinger partirá de los 43.990 euros en octubre de 2017, para la versión gasolina turboalimentada de dos litros y cuatro cilindros con 225 CV y 353 Nm de par máximo. Habrá otro gasolina de 3,3 litros Twinturbo, que rendirá 370 CV y 510 Nm de par. Justo el que hemos probado en Nordschleife, con cambio automático de ocho velocidades y tracción integral de serie. La única versión diésel será un 2,2 litros de 200 CV y 440 Nm, capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 8,5 segundos y alcanzar una punta de 225 km/h. En el futuro, Kia añadirá una variante plug-in hybrid. Por el momento, no se ha confirmado una versión completamente eléctrica.

¿Buscas una berlina que se adapte a ti? Encuéntrala en nuestro recomendador. 

Lecturas recomendadas

Rivales del KIA Stinger

Buscador de coches