Prueba

Hyundai ix35, a por el VW Tiguan

Enrique Trillo

24/02/2011 - 09:23

La versión diésel de 115 CV del Hyundai ix35, además de con un diseño europeo y muy actual, cuenta con argumentos muy importantes para agradar al gran público: un consumo de solo 6,3 litros y un precio razonable, así como un espacio interior amplio y un equipamiento de serie de lo más completo.

El ix35 diésel más pequeño de la gama está disponible desde 22.350 euros. Ese es sin duda un precio muy bueno para un vehículo que ofrece diseño, calidad y buen dinamismo. El motor es un cuatro cilindros de 1,7 litros que resulta bastante ruidoso en frío, pero que se suaviza cuando emprendes la marcha, ya que enseguida se dejan de apreciar las vibraciones.

Con sus 115 CV tienes de sobra para ir relajadamente a cualquier parte, pero ten en cuenta que si te toca adelantar o afrontar subidas prolongadas se nota que no va sobrado de fuerza. Por debajo de 2.000 rpm está casi muerto, aunque desde ahí es un propulsor muy progresivo que responde sin brusquedades y consigue unas prestaciones bastante destacables. Cuenta con una transmisión manual de seis velocidades de tacto blando y con recorridos largos, aunque los desarrollos son correctos y no le falta precisión.

El consumo real que he obtenido en mi recorrido habitual de pruebas es de solo 6,3 litros, pero gracias al asistente de marcha resultará fácil rebajarlo. Dinámicamente sorprende su estabilidad sobre el asfalto. Pero fuera de él la cosa cambia, ya que esta versión diésel solo está disponible con tracción 4x2. Pese a ello, no se olvida de incluir sistemas de ayuda a la conducción en campo, como el ‘Hill Holder’ (ayuda al arranque en pendiente) o el control de descenso (ambos de serie). Sin olvidar que tiene una altura libre al suelo de 17 centímetros, que te ayudará a adentrarte en algún camino de tierra en buen estado. Lo que sí debería mejorar son los frenos, ya que en esta prueba no ha logrado bajar de 39,4 metros desde una velocidad de partida de 100 km/h.

El interior tiene unos acabados bastante correctos y materiales muy dignos. Aunque abusa de los plásticos duros. No obstante, lo mejor del habitáculo es su gran amplitud, tanto en las plazas delanteras (donde logras una postura de conducción cómoda gracias a las posibilidades de regulación del volante y los asientos), como en las traseras, que te regalan espacio de sobra para las piernas y la cabeza. Por su parte, el maletero ofrece una capacidad de 465 litros, formas bastante aprovechables y algo de hueco adicional bajo el suelo.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Enrique Trillo

Enrique Trillo

Dame un coche, un circuito, barra libre y no necesito nada más en la vida.

Todo sobre

Hyundai

Versiones de Hyundai ix35

Ver todos los acabados

Buscador de coches