Prueba

Fiat Freemont: siete plazas de Italia

Fiat ha llamado Freemont a su nuevo monovolumen de siete plazas. Tras la compra de Chrysler, Fiat ha movido algunas fichas en su gama de modelos. Este Freemont es un buen ejemplo de ello, ya que se basa en el desaparecido Dodge Journey.

Este Fiat Freemont (video del Fiat Freemont) parece de todo menos italiano, pero no por eso se puede negar que tenga sus cualidades. He realizado la prueba de la versión diésel más potente para comprobar si este americano afincado en Europa va a funcionar. El interior es muy reconocible como vehículo del Grupo Chrysler, pero presenta cambios respecto al Dodge Journey. Por ejemplo el equipo multimedia, que es más sencillo e intuitivo.

 

La posición de conducción es buena gracias a la regulación del asiento y del volante, aunque tienes la sensación de ir un poco encajonado entre el panel de la puerta y el hueco portaobjetos que va entre los asientos. La segunda fila se desplaza longitudinalmente para dejar más espacio al maletero o a la tercera hilera de butacas, a la que se accede de forma sencilla.

 

Una vez acomodado en las dos plazas posteriores, hay que decir que el espacio es bastante correcto y, aunque siempre es recomendable que en ellas viajen preferiblemente niños, te pueden sacar de más de un apuro incluso con adultos. Lo malo es que no queda demasiado espacio para los pies. También me han gustado los múltiples huecos portaobjetos de los que dispone: en las puertas para botellas, bajo el suelo... incluso ocultos en el asiento del acompañante, que se levanta para que guardes lo que quieras.

 

Dinámicamente me ha sorprendido. Está claro que le han querido dar un puntito de firmeza extra: va más fino y estable de lo que esperaba. Así que no se arruga en zonas de curvas y no balancea en exceso. El motor pertenece a la segunda generación de propulsores Multijet del Grupo Fiat. Se trata de un dos litros sobrealimentado de 170 CV, que empuja con mucho brío desde casi el principio.

 

Lo que no me ha gustado nada es su pobre capacidad de frenado, ya que ha superado claramente la crítica cifra de 40 metros desde una velocidad de partida de 100 km/h. Que monte control de estabilidad ESP con sistema antivuelco de serie está muy bien, pero la seguridad empieza por los frenos y está claro que los discos de 302 mm que equipa (parecen pequeños dentro de las llantas opcionales de 19” que exhibe esta unidad) no son capaces de hacer bien su trabajo. Aunque en este mal resultado puede que también influyan los neumáticos Kumho Solus, que tampoco han demostrado un gran agarre: en cuanto le exiges más de la cuenta en las curvas empiezan a gritar.

Fiat Freemont 2.0 JTD 170

Motor
4L Turbo
Cilindrada
1.956 cc
Potencia
170 CV
Par motor
350 Nm
Transmisión
Manual, 6 velocidades
Tracción
Delantera
Maletero
540 l
Aceleración 0-100 km
11,6 s
Recup. 80-120 km/h
12,1 s
Velocidad máxima
195 km/h
Recup. 60-100 km/h
6,9 s
Consumo
6,9 l/100 km
Seguro a todo riesgo
1.262 euros
Garantía
2 años
Precio
29.200 euros

VALORACIÓN

Su voto: Ninguno Promedio: 4.8 (11 votos)

Más información sobre Fiat Freemont