¿Qué debes revisar en tus neumáticos antes de irte de vacaciones?

¿Qué debes revisar en tus neumáticos antes de irte de vacaciones?

05/07/2017 - 06:28

Olvídate de sustos y haz una revisión completa de tus neumáticos antes de salir de viaje: ¡ahorrarás dinero y un tiempo precioso!

Es muy probable que, teniendo en cuenta las fechas en las que estamos, te hayas ido ya a pasar unos días fuera o estés a punto de hacerlo. ¿Sabes qué debes revisar en tus neumáticos antes de irte de vacaciones? A continuación te dejamos un listado de puntos a comprobar para asegurarte de que el único punto en contacto entre tu vehículo y la calzada (así afectan los neumáticos a la conducción) se encuentra en las condiciones adecuadas que te permitan llegar a destino de forma segura... y más económica. 

Tipo de neumático

Como es lógico, lo primero que debes comprobar es que tu automóvil esté calzado con los neumáticos adecuados a la estación en la que nos encontramos y, sobre todo, tener también en cuenta las condiciones climatológicas de tu lugar de destino. Si vives en una zona del norte de España y te ves en la obligación de montar gomas de invierno durante una gran parte del año quizá te compense cambiarlas por unas de verano, que garantizan un mejor rendimiento en los meses más calurosos evitando, además, maltratar las otras sometiéndolas a un uso para el que pueden no estar preparadas. 

Estado de la banda de rodadura

¿Sabes cuál es la profundidad de tus neumáticos?
¿Sabes cuál es la profundidad de tus neumáticos?

El siguiente punto a revisar en tus neumáticos antes de irte de vacaciones es la banda de rodadura. Y no sólo nos referimos al dibujo de la misma y su profundidad (recuerda que nunca debe ser inferior a 1,6 milímetros y que si ya ha llegado a los testigos es necesario sustituirlos cuanto antes), sino también a su estado de conservación y, por supuesto, su caducidad: si tu vehículo pasa mucho tiempo aparcado en la calle sin moverse demasiado y soporta cambios de temperatura o humedad bruscos sus gomas pueden resentirse mucho más rápido de lo normal, llegando en casos extremos a cristalizarse perdiendo un buen porcentaje de agarre, confort y seguridad. 

Presión

Así influye la presión en el comportamiento del neumático
Así influye la presión en el comportamiento del neumático

Aunque resulta el más evidente de todos, lo cierto es que hay pocos conductores que revisen periódicamente la presión de sus neumáticos. Siempre se recomienda echarle un ojo al menos una vez al mes, y en vacaciones es algo fundamental. Sigue cuidadosamente las indicaciones del fabricante de tu vehículo y ajusta la cantidad de aire de la cámara a las condiciones de carga en las que piensas hacer el viaje. Recuerda que una presión demasiado baja puede elevar el consumo y hacer que el coche se muestre más perezoso de lo que es en realidad, mientras que una demasiado alta reducirá el gasto de combustible y también la capacidad de agarre del automóvil. 

Equilibrado y paralelo

Es muy posible que nunca nadie te haya comentado que debas mirar algo así antes de marcharte de viaje, pero es altamente recomendable. Nuestro cuarto punto a revisar de tus neumáticos antes de irte de vacaciones es el estado del conjunto de llanta y goma... y de su trabajo una vez montadas en el automóvil. Una rueda mal equilibrada produce unas vibraciones indeseables que pueden resultar muy acusadas y molestas durante la conducción y que, además, pueden terminar creando problemas en otras piezas al someterlas a un trabajo extra debido a su movimiento. Realizar en un taller especializado el paralelo o alineación del coche hará que puedas estar seguro o segura de que todo funciona como debe y además se dejará llevar mejor por el sitio que desees. 

¿Y la rueda de repuesto? 

Sabemos que o normal es que no te ocurra, pero... si tuvieras un pinchazo, ¿podrías usar sin miedo tu rueda de repuesto? Desgraciadamente suele ser la gran olvidada por todos los conductores y resulta una pieza clave en esos viajes en los que un imprevisto puede dar al traste con todos tus planes: no olvides revisar los mismos puntos mencionados anteriormente (incluyendo el equilibrado, de ser necesario) para que, si te ves en la obligación de montarla, puedas hacerlo sin ningún problema y con las máximas garantías posibles. En el caso de que sea de tamaño completo (y no de ‘galleta’, mucho más habituales), procura que el neumático que monte esté en buenas condiciones y tenga el tamaño y características adecuado. 

¿Por qué los fabricantes no quieren usar rueda de repuesto?
¿Por qué los fabricantes no quieren usar rueda de repuesto?

Más de VisionZero by Continental