Noticia

V6 o seis en línea, ¿qué es mejor?

V6 o seis en línea, ¿qué es mejor?

Ignacio de Haro

17/02/2017 - 10:25

V6 o seis en línea, ¿qué motor es mejor? Hubo un tiempo en el que los propulsores de seis cilindros en línea eran mayoría, hoy en día los V6 son más comunes y los puedes encontrar en una mayor cantidad de modelos. Hay fabricantes que nunca los han abandonado (como BMW) y parece que esta tendencia podría cambiar muy pronto gracias a marcas como Jaguar o Mercedes-Benz.

Te interesa: BMW Ignite Straight Six, pasión por los seis cilindros

V6 o seis en línea, ¿qué es mejor? Probablemente nunca te hayas hecho esta pregunta, sobretodo porque si estás mirando qué coche comprar en estos momentos, sabrás que hay muy pocos casos en los que te puede surgir la duda de si optar por un vehículo u otro en función de si tienen uno u otro motor, como por ejemplo, un BMW M4 Coupé o un Nissan GT-R. Está claro que actualmente los V6 son mucho más comunes, pero esto podría cambiar muy pronto. Veamos qué diferencias hay entre ambas configuraciones mecánicas.

Cuando decimos que qué es mejor, un motor V6 o un seis cilindros en línea, nos referimos a la disposición en la que están colocados los cilindros. Ambas mecánicas cuentan con el mismo número de cilindros, lo que varía es su colocación, algo que como imaginarás afecta a otras cuestiones, como sus dimensiones exteriores, que cambian sustancialmente de uno a otro. Los V6 están de moda, son muchos los modelos que recurren a un propulsor de este tipo (Honda NSX, Audi S5, Mercedes-AMG SLC 43…) pero ahora parece que esta tendencia va a cambiar gracias a marcas como Jaguar o Mercedes-Benz, que lanzarán nuevos motores de seis cilindros en línea este mismo año, si todo va según lo previsto.

Fabricantes como BMW nunca han abandonado los motores de seis cilindros en línea. De hecho, hoy los puedes encontrar en prácticamente todos sus modelos: desde el más compacto, el BMW Serie 1, hasta en el buque insignia de la marca, el BMW Serie 7. Los beneficios más evidentes de estos propulsores es que tiene un diseño más simple, un acceso generalmente más fácil para realizar labores de mantenimiento y un funcionamiento más suave, con menos vibraciones y un giro más equilibrado. Pero también tiene sus puntos negativos.

Te interesa: Los motores de seis cilindros suenan como los alces

En este sentido, hay que tener en cuenta que al tener los seis cilindros colocados en línea, son más grandes que los motores V6 (en términos de longitud los V6 son prácticamente como un bloque tricilíndrico), lo que hace que sea más difícil situarlos en el vano motor, pudiendo incluso llegar a desequilibrar el coche al incrementar la masa suspendida por delante del eje delantero. Esto obliga a que tengan una colocación longitudinal en la inmensa mayoría de aplicaciones, de hecho, el único fabricante que ha logrado poner un seis cilindros en línea en posición transversal ha sido Volvo.

Los motores V6 son más comunes principalmente porque son más compactos, lo que hace que sea más sencillo colocarlos en diferentes modelos y equiparlos con sistemas de sobrealimentación. Por su tamaño, también son más adecuados para coches de tracción delantera. Pero no todo son ventajas: su diseño es más complejo, necesitan más componentes y no son tan equilibrados como uno de seis cilindros en línea. En el siguiente vídeo puedes ver una interesante comparación entre esta clase de motorizaciones. Ahora lo que queremos saber es, ¿tú con cuál te quedarías, con el seis en línea del BMW M3 o con el V6 del Nissan GT-R?

[yb:https://youtu.be/u3XSfVPFM74]

Lecturas recomendadas

Ignacio de Haro

Colaborador

Apasionado del mundo de las cuatro ruedas.

Buscador de coches