Noticia

O aparcas bien, o te pasará esto…

O aparcas bien, o te pasará esto…

Enrique León

11/05/2017 - 13:18

Así de fácil, o aparcas bien o puede pasarte esto. El propietario de este enorme Jeep quiso dar una lección al dueño de este precioso Nissan 300ZX. ¿Adivinas como lo hizo?

No te pierdas: 'La lección de un conductor de Uber a cinco policías'

Seguro que más de una vez habéis estado buscando aparcamiento en un parking abarrotado de coches y os habéis topado con el “típico” conductor que aparca su coche ocupando dos plazas. Esto, además de ser una práctica que puede provocar que rayen o golpeen su coche en un intento de aparcar, dificulta las labores de aparcamiento al resto de conductores, que o bien deben hacer más maniobras de las debidas o bien deben desistir y buscar otra plaza. Con este vídeo, el conductor seguro que ha quedado escarmentado, pues ha visto como su preciado Nissan 300ZX ha podido sufrir la furia de un enorme Jeep.

El conductor del mencionado Nissan 300ZX había aparcado al estilo “aquí mando yo”, y se chocó de bruces con la cruda realidad. Su vehículo ocupaba una plaza y parte de la contigua. Aunque en este caso había aparcamiento de sobra, esta maniobra provocaba que un conductor que quisiera aparcar en la plaza que se situaba justo al lado tuviera más problemas de lo debido o tuviera que ocupar la colindante.

Lo interesante del vídeo es que, el conductor que aparcó justo al lado iba subido a un enorme Jeep, un todoterreno con unas ruedas que superaban en altura al deportivo japonés. La cara del conductor del Nissan era un poema cuando vio su coche pegado al Jeep. Durante unos segundos, estuvo contemplado la escena, hasta que sin mediar palabra se subió a su coche y continuo su marcha. Esperamos que le haya servido de escarmiento.

El autor del vídeo buscaba justicia, y la consiguió, aunque no supuso tantos problemas para el propietario del Nissan como los esperado. El dueño del deportivo japonés importó este modelo desde Japón, y la unidad que conduce tiene el volante a la derecha. Es por ello que no tuvo que acceder al puesto de conducción desde el asiento del copiloto, pues es la puerta derecha la que da acceso al mismo asiento.

Lecturas recomendadas

Enrique León

Redactor

Redactor en AutoBild.es

Buscador de coches