Noticia

Greenpeace la lía en 'El día sin coches' pintando una calle

Rodrigo Fersainz

22/09/2016 - 11:53

Greenpeace la ha vuelto a liar, esta vez, en 'El día sin coches', pintando una calle de Madrid de la manera que ves en estas imágenes. La organización ha querido protestar así contra los atascos y el vehículo privado de cuatro ruedas, al tiempo que ha reivindicado el uso de la bicicleta y el transporte público en la capital.

Activistas de la organización ecologista se han lanzado de madrugada al asfalto con brocha y plantillas en mano y el resultado, como puedes ver en estas fotos, ha sido de lo más efectista: Greenpeace la ha líado en 'El día sin coches' pintando una calle de Madrid, con el fin de "ejemplificar un modelo de ciudad sostenible y con menos contaminación", han manifestado. 

Madrid bate récords de atascos en el Día sin coches.

Unos 30 activistas han decorado así la calle Bravo Murillo, con marcas viales en las que no se deja espacio a los coches, sino que dan 'prioridad' a peatones, personas, bicicletas y transporte público, como respuesta al compromiso de "numerosas ciudades" con la organización  para reducir las emisiones del transporte mediante medidas como esta, dice Greenpeace en un comunicado.  

Concretamente, han pintando los siete carriles (dos para aparcamiento y otros cinco de circulación) del tramo entre la calle Feijóo y la glorieta de Quevedo, con el siguiente resultado: dos carriles para peatones, otros dos para ciclistas, otros dos para autobuses, y uno para automóviles y motocicletas, que en un futuro no muy lejano deberían ser de motor eléctrico. Y sobre todo ello, para la foto, una pancarta con el lema "Menos coches, menos contaminación".

Así han pintado la calle durante la noche:

"Este modelo, que podría trasladarse a cualquier ciudad, debería constituir la esencia de las políticas de movilidad y urbanismo de los próximos años: la reducción en el número de automóviles que circulan en nuestras ciudades mediante el rediseño de nuestras calles, y el reparto más equitativo del espacio público entre las personas y los medios de transporte”, ha declarado Mariano González, responsable de la campaña de Movilidad de Greenpeace, en el mismo comunicado.

La organización asegura que ha elegido la calle Bravo Murillo "por ser una vía representativa del absoluto dominio del automóvil en las ciudades: de los 28 metros de anchura 19 de los mismos se dedican a la circulación (cinco carriles) y aparcamiento (dos carriles) de automóviles. Es decir casi un 70% del espacio público se encuentra dedicado al uso prioritario del coche: el porcentaje habitual en la mayor parte de las calles de nuestras ciudades. No es por tanto de extrañar que cada día circulen por esta calle más de 22.000 vehículos, la mayor parte de paso hacia otras partes de la ciudad", han puntualizado.

Además, con motivo de esta acción en la que Greenpeace ha pintado una calle de Madrid, han recordado que, según sus datos, "cada año fallecen prematuramente más de 33.000 personas como consecuencia de la contaminación atmosférica", que "en 2014, más de 73.000 personas sufrieron un accidente de tráfico en vía urbana" y que "una gran parte de la población se encuentra expuesta a niveles de ruido perniciosos para la salud". Por ello, González propone reducir el número de coches en las ciudades para "mejorar ostensiblemente nuestra calidad de vida". 

Imagen de perfil de Rodrigo Fersainz

Rodrigo Fersainz

Redactor jefe de Reportajes, Competición y Motos

Coches, motos, lavadoras, marcapasos... Pruebo todo lo que pase por mis manos ¡y siempre, a la carrera!

Buscador de coches