Noticia

Este Mustang prueba que el dinero no da el buen gusto

Este Mustang prueba que el dinero no da el buen gusto

Alex Morán

22/06/2017 - 10:23

El jeque Sheikh Hamad bin Hamdan al Nahyan encargó al diseñador Hussain Albagali un coche único que mezclase un Ford Mustang con un Dodge RAM. El resultado habla por sí mismo.

Los coches del jeque Sheikh Hamad bin Hamdan al Nahyan

A estas alturas no hace falta decir de nuevo que tener dinero no significa tener buen gusto, de hecho lo malo de muchos de los que son inmensamente ricos es que tienen la liquidez suficiente para hacer prácticamente lo que quieran, incluso si aquello que buscan es un auténtica aberración. Pueden parecer palabras exageradas, pero se ajustan a la realidad de lo que ha hecho el diseñador de automóviles Hussain Albagali a petición del jeque Sheikh Hamad bin Hamdan al Nahyan.

VÍDEO: VÍDEO: ¡Vaya tela estas atrocidades cometidas en un coche!

No contento con su masiva y peculiar colección de automóviles, quiso tener el suyo propio, una creación personal, que todavía no tiene nombre, y que mezclase un Ford Mustang con un Dodge RAM. Utilizando la base del pick-up de 2015, se decidió mantener su motor original, un 6.4 V8 Hemi de 485 CV de potencia y 643 Nm de par máximo. El problema llegó a la hora de montar la carrocería del Mustang  sobre dicho chasis, puesto que el muscle car es bastante más corto que el RAM. ¿La solución? Cortar desde el pilar A para hacer coincidir el frontal con la parte delantera, creando de paso un larguísimo capó para cohesión al conjunto.

Lógicamente no era el único descuadre entre ambos modelos, por lo que hubo que fabricar todo un kit de carrocería artesanal para unirlos, incluyendo pasos de rueda, faldones, paragolpes… Lo curioso es que el material empleado para ello no fue ni el carbono, ni la fibra de vidrio, ni plásticos CRFP: se utilizó espuma. Capas del material pegadas y luego recortadas y limadas para darle la forma necesaria, que luego fueron recubiertas con pasta para endurecerlas. El toque final, una vez terminado el cuerpo, lo pone la elección del combo neumático/llanta, que combina ‘gomas’ todoterreno pero con el perfil blanco y unas clásicas llantas multiradio al más puro estilo años 20. Y, por si la referencia no estaba clara, como los coches de la época cuenta con dos ruedas de repuesto en las puertas.

Fuente: Carscoops.

Lecturas recomendadas

Alex Morán

Redactor

Crecí viendo deportivos japoneses en los 90, los echo de menos y me decanto por los import nipones. El Nissan Fairlady Z 432 es mi amor platónico.

Buscador de coches