Noticia

Este Mustang GT500 es Eleanor… pero no la que te esperas

Mario Herráez Cabanas

18/07/2017 - 10:29

Eleanor Clay Ford, tataranieta del fundador de la marca, personalizó este Mustang GT500 a su gusto. Salió a subasta y se ha vendido por 55.000 dólares.

En el mundo del motor, al oír el nombre de Eleanor automáticamente viene a la cabeza la imagen de un Mustang del 67 acometiendo un salto imposible con Nicolas Cage al volante. El vehículo protagonista de ‘60 segundos’ se ha quedado para siempre grabado en la retina del aficionado, pero en esta ocasión no nos referimos a él. Casualidades de la vida, también hubo otra Eleanor relacionada con la marca del óvalo, Eleanor Clay Ford, tataranieta del fundador y, como le viene en la sangre, aficionada a los muscle car.

VÍDEO: El Shelby GT500 Eleanor en '60 segundos'

No sería excesivamente relevante, ya que no está relacionada con la compañía, de no ser por el peculiar vehículo que conducía. Como no podía ser de otra manera, se trata de un Ford. Y, como tampoco podría ser de otro modo, se trata de un Ford Mustang GT500. Hasta ahí podría parecer algo normal, ya que hay decenas de miles de ejemplares del modelo, pero es que Eleanor lo pidió directamente a fábrica, sin ningún concesionario intermediando, y creó una unidad bastante peculiar.

A nivel exterior no destaca en exceso, pues emplea una combinación de carrocería negra con vinilos de líneas rojas y las llantas son las habituales. Pero en el habitáculo cuenta con un par de detalles diferenciadores. Por un lado, el salpicadero está firmado tanto por ella (dos veces, una con su nombre de pila y otra con su apellido de casada) como por el mismísimo Shelby Carroll. Por otro, luce una pequeña placa que reza ‘The Real Eleanor’ (‘La auténtica Eleanor’) en clara referencia a la película. Ambos elementos fueron suficientes para que, tras salir a subasta el pasado mes en la Barrett-Jackson's Northeast Sale en Connecticut, pagaran 55.000 dólares por él.

Fuente: Carscoops.

Lecturas recomendadas

Alex Morán

Redactor

Crecí viendo deportivos japoneses en los 90, los echo de menos y me decanto por los import nipones. El Nissan Fairlady Z 432 es mi amor platónico.

Todo sobre

Ford

Modelos de Ford más populares

Ver todos los modelos

Buscador de coches