Noticia

Camión en las vías + tren mercancías = piñata

Accidente camión tren

Alex Morán

15/08/2017 - 09:05

Un camión se quedó atascado en las vías en Georgia, el tren no pudo frenar y lo partió por la mitad… revelando su carga: caramelos.

Encuentra en la secuencia el elemento que está fuera de lugar: piñatas, camiones y trenes. Has elegido la piñata, ¿verdad? Pues sintiéndolo mucho, te has equivocado. Si, a priori no tiene nada que ver con los otros dos, que son medios de transporte, pero la casualidad ha querido que los tres estén íntimamente relacionados y que, de algo que podría haber sido un tremendo accidente, haya surgido una historia de lo más pintoresca.

VÍDEO: Accidente múltiple provocado por un camión

Ocurrió hace unos días en Henry County, Georgia, al sur de Atlanta en Estados Unidos. En la zona hay un paso a nivel que cruza las vías de tren, un punto problemático para la comunidad ya que según sus habitantes al menos una o dos veces al mes algún camión se queda allí atrancado. Por norma general da tiempo a sacarlos de ahí antes de que se produzca algún incidente, pero en esta ocasión no hubo tiempo: un mercancías pasaba por allí y no fue capaz de frenar antes de producir el impacto, que partió por la mitad el tráiler dando lugar a una espectacular secuencia.

El golpe desperdigó la mercancía por las zonas aledañas, y resultó ser nada más y nada menos que golosinas. Un auténtica piñata motorizada que repartió caramelos por todo el vecindario. A pesar de ello, no es algo que sea para tomarse a risa. Maryan Morfoot, vecina que lleva 40 años viviendo cerca del paso a nivel comenta que: “Nuestro mayor miedo es que algún día el tren transporte algo peligroso y no tengamos manera de librarnos. Por suerte esta vez solo eran caramelos”. Y continua: “me gustaría que los camioneros leyeran las señales”, en referencia a las que rodean la intersección y que avisan del cambio de altura en el que se pueden quedar atascados.

Fuente: WSB-TV.

Lecturas recomendadas

Alex Morán

Redactor

Crecí viendo deportivos japoneses en los 90, los echo de menos y me decanto por los import nipones. El Nissan Fairlady Z 432 es mi amor platónico.

Buscador de coches