Cinco deportivos Toyota que han hecho historia

12/03/2015 - 11:36

Hace mucho tiempo, unos cuarenta años atrás, poco después del Toyota 2000GT y cuando los amantes de la velocidad soñaban con tener un coche como el de ‘Starsky y Hutch’, llegaba al mercado el Toyota Celica. Son dos de los cinco deportivos Toyota que cambiaron la historia.

Pregunta a tu alrededor cuál es el primer deportivo que recuerdan y comprobarás que muchas de las respuestas apuntan al Toyota Celica. Habrá también quien nombre al Toyota Supra, el MR2 o incluso el 2000 GT, mientras que los más jóvenes, citarán el Toyota GT86. Son cinco deportivos Toyota que han hecho historia:

Toyota 2000 GT. Se hizo famoso por ser el coche de James Bond en  ‘Sólo se vive dos veces’. Toyota lo presentó dos años antes, pero fue su debut cinematográfico quien lo colocó en el punto de deseo de los amantes de súperdeportivos occidentales por escasa altura al suelo, sus 150 CV y su reducido peso (1.120 kilos).

Hasta los 90 el Celica, como todo buen deportivo, tuvo tracción trasera, pero en los albores del nuevo siglo, Toyota decidió pasar toda la fuerza al tren delantero. Fue entonces cuando llegó la versión GT-Four, con tracción total.

La última generación es del año 2000. En 2006, se fabricaron los últimos modelos. En Goodwood hemos visto hasta un Celica de 800 CV.

Toyota Supra. Aunque terminó por renombre propio, el Toyota Supra nació, en 1979, como una versión del Celica, ligeramente más larga y más amplia. Fue en 1986 cuando se convirtió en modelo por derecho propio.

La última generación de vendió en el año 2000, pero cuenta con una larga lista de versiones, ediciones limitadas, personalizaciones, clubes de seguidores y apariciones en películas (la saga ‘Fast&Furious’ sin ir más lejos).

Toyota MR2. Toyota MR2. La marca nipona quería un coche deportivo, que fuese divertido de manejar pero asequible a todos los públicos. Lo consiguió con el Toyota MR2, caracterizado por la posición central-trasera de su motor.

La primera generación salió a la venta en 1984. Cinco año más tarde llegó al segunda que se mantuvo toda una década en el mercado.

Dicen que, a día de hoy, quedan una treintena en el mercado de segunda mano.

Toyota GT86. Con el GT86 Toyota demostró en 2012 que no había perdido su espíritu deportivo.

Equipa un motor de gasolina boxer de cuatro cilindros y 1.998 cc, con cilindros horizontalmente opuestos y entrega una potencia máxima de 200 CV. Con este motor, el Toyota GT86 acelera de 0 a 100 km/h en 8,2 segundos y es capaz de alcanzar una velocidad máxima de 210 km/h.

Con él, se han conseguido hitos impresionantes como el récord mundial de drift que tuvo a un Toyota GT86 derrapando durante ¡más de 142 km!

Más de Espacio Toyota