Bultaco Brinco R, probamos su lado más aventurero

11/04/2017 - 13:20

Probamos la nueva Bultaco Brinco R sobre el terreno más divertido y aventurero, en el Bike Park “La Sorrera” en la Garriga junto a el piloto de Enduro y Dakar Marc Guasch.

No es una bici. No es una moto. Es, simplemente, la Bultaco Brinco. Un nuevo y único concepto de emociones y diversión”. Así se presentó la Bultaco Brinco en las instalaciones de la Bultaco Factory, donde nos citaron para mostrarnos en primicia el proceso de fabricación de la Bultaco Brinco. La empresa apostó por un proyecto muy arriesgado para el renacimiento de la marca del dedo pulgar pero, con sólo un año y medio de presencia en el mercado con la Brinco, Bultaco ha vendido 1.500 unidades, de las que 50% han sido para el mercado Español. A día de hoy se fabrican 200 unidades mensuales.

Tras visitar la fabrica, acudimos al Bike Park  “La Sorrera” en la Garriga. Un espacio regentado por el piloto de Enduro y Dakar Marc Guasch, que está abierto al publico y donde Bultaco dispone de unidades de Brinco de alquiler para los visitantes. Allí nos tenían preparadas varias Brinco modelo R y un recorrido genial. 

¡Tú también puedes probarla!

Con la ropa adecuada y listos para la acción, Marc nos explicó el funcionamiento de las Brinco y fue ya en ese momento cuando empezamos a comprobar las diferencias más destacables respecto a una e-bike. La Brinco no dispone de ayuda al pedaleo, sino que dispone de un puño de gas, como si de una moto se tratara, por lo tanto la potencia eléctrica llega solamente al accionar el puño del gas y, en ningún caso, con el pedaleo. La mejor manera de conducir una Brinco es encontrar el equilibrio entre el propio pedaleo del usuario y la utilización el puño de gas cuando se necesita.

Tres modos de asistencia: Eco, Touring y Sport

Ya en marcha, subimos por una pista pronunciada en la que nos damos cuenta que los 40 kg que pesa la Brinco requieren de ayuda eléctrica. Dispone de 3 modos de asistencia Eco, Touring o Sport, que hacen que cambie la respuesta inmediata al acelerador y que, en el modo Sport, alcance una velocidad máxima de hasta 60km/h, con una autonomía de sus baterías de Litio de hasta 100 km en modo Eco.

La asistencia eléctrica llega mediante el puño de gas y no con el pedaleo

La respuesta es sorprendente e incluso en modo Eco, la Brinco se vuelve ágil  y no nos cuesta nada pedalear. Es una sensación fantástica. Otro punto destacable es que, aunque dispone de un solo plato, se ha diseñado una reductora interna que crea un efecto de cambio a plato mas pequeño que se acciona mediante un eje móvil del pedalier. Si lo desplazamos con el pie izquierdo, la reductora se activa. Si lo hacemos con el derecho, se desactiva. Un sistema muy original y útil. 

La nueva Bultaco propone el motor en la rueda trasera, con un mayor peso en esa zona que, lejos de ser un inconveniente, ayuda a poder entrar derrapando en curvas muy cerradas de forma totalmente controlada, y proporciona mucho aplomo en las bajadas mas extremas. Otro punto a destacar es su rígido chasis que parece el de una moto de Enduro pero muy ligero. Los frenos no flaquean en ningún momento y las suspensiones de 180 mm de recorrido absorben de una manera fantástica las irregularidades del terreno. 

La Brinco no es como una Bici pesada sino que es como una moto muy ligera y ágil

Seguimos nuestra ruta y nuestro guía de excepción nos la va complicando cada vez mas. Pasamos de pistas anchas, a bajar por senderos muy estrechos y con el terreno muy roto. Está claro que quiere que le exijamos el máximo a la Brinco y que le encontremos el límite. Y lo hacemos, pero ella no flaquea en ningún momento. Es más, en estos complicados senderos es donde demuestra su agilidad y verdadero potencial. Es sorprendente la facilidad con la que se conduce y lo efectiva que es en cualquier terreno.

Bultaco tiene en la Brinco un producto muy especial al que no se le debe definir  como una bici pesada, sino más bien como una moto muy muy ligera…